Cuando se ve un crecimiento de esa magnitud, es porque, realmente, hay mucho potencial. Los arándanos se han convertido en una de las frutas que actualmente presenta las mejores oportunidades comerciales, sin olvidar los atractivos precios que ofrece, lo cual los coloca como un excelente producto de exportación. La creciente demanda, la estacionalidad productiva y las cualidades del producto han permitido este posicionamiento”, afirma Guillermo Parodi, gerente técnico de la empresa Vison’s SAC.
La producción peruana de arándanos ha crecido de manera sustancial en los últimos años. Si bien las primeras pruebas de exportaciones de esta fruta se iniciaron en el 2008, fue desde el 2012 cuando la comercialización tuvo un impulso inesperado. Superando los 97 millones de dólares en el 2015, el pronóstico para este año es que se podrían triplicar estas cifras.
Perú tiene una capacidad productiva constante, pudiendo producir los 12 meses y, por lo tanto, dispone de una oferta constante todo el año. “Por conveniencia comercial, la principal producción de arándanos se concentra desde comienzos de setiembre hasta marzo. Perú ofrece la fruta cuando el hemisferio norte no la produce, pero sí la necesita, y así abastece este mercado de gran demanda justo en el momento en que la oferta mundial es más reducida”, explica el representante de la empresa peruana.
“Entramos en una temporada en la que prácticamente son escasos los países que lo producen y hay mucha demanda en Estados Unidos y Europa. El 50% de los arándanos son destinados al primero y el 30%, al segundo; la diferencia se divide entre Asia y Centroamérica. Otros países como Chile empiezan la cosecha en noviembre, cuando nosotros ya estamos a medio camino. Tal vez el único país latinoamericano que podría ser un competidor importante es México, porque puede producir casi en los mismos momentos y está empezando a coger cada vez más mercado, sobre todo, el de los Estados Unidos”, continúa Parodi.
La variedad de arándanos que más exporta Perú es Biloxi, dado que brinda facilidad en manipuleo de postcosecha y tiene los valores adecuados de diámetros para el mercado objetivo de arándano en este periodo. “Si bien Biloxi es un poco más ácida, esto se compensa con la oportunidad de almacenaje y comercialización que ofrece. Particularmente, creo que es una variedad bastante adaptada a la exportación para nuestra realidad, y aún hoy es una variedad aceptada por los mercados europeos y norteamericanos. A corto plazo, no creo que se vaya a cambiar de variedad, tendríamos primero que hacer muchas pruebas”.
A pesar de que China es un país muy importante para la exportación de la gran mayoría de productos peruanos, los arándanos aún no están posicionados en el país asiático, pero, junto al desarrollo de arándanos orgánicos, está dentro del plan de expansión de comercialización para este año. “China es un mercado en proceso de crecimiento, por lo que estamos impulsando el posicionamiento de nuestros arándanos en este mercado. Los arándanos orgánicos son la siguiente alternativa que estamos trabajando, estamos en plena organización para obtener las certificaciones necesarias que nos permitan ingresar al comercio orgánico de esta fruta afinando nuestros procesos para mejorar la producción y el proceso de exportación”, finaliza el portavoz de Vison’s SAC.
Fuente: Fresh Plaza | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here