Pequeños ganaderos de la parroquia Quinchicoto, cantón Tisaleo, ven cambios en su ganadería al beneficiarse con la técnica de inseminación artificial, que desarrolla el Ministerio de Agricultura, Ganadería, Acuacultura y Pesca (MAGAP).

Esta práctica se ejecuta en el marco del Proyecto de Ganadería Sostenible, para el fortalecimiento del sector ganadero, mediante el mejoramiento genético y se ejecuta de manera gratuita en todo el país.

Luzmila Miranda, propietaria del rancho San Agustín, destactó que el trabajo que desarrolla el MAGAP es muy importante porque brinda un servicio gratuito.

“Estoy muy agradecida por el servicio que nos entregan, tenemos medicina e inseminaciones gratis. Los técnicos son bien comprensibles, ellos nos ayudan”, dijo.

La técnica de inseminación artificial se la realiza con pajuelas (semen congelado) de toros de altas características productivas, de las razas Holstein y Brown Swiss.  

En lo que va del año, en Tungurahua se han realizado 961 inseminaciones con su respectivo chequeo de gestación, dando como resultado 531 reses preñadas y sólo en este año han nacido 212 crías. El mejoramiento genético aumenta la producción de leche y carne.

Hernán Raza, técnico de la estrategia Hombro a Hombro, indicó que previo al control de preñez, se realiza un proceso de vitaminización y desparasitación de las reses.

José Cruz, del caserío San Vicente, parroquia Quinchicoto, indicó que ha hecho inseminar a tres vacas y que han nacido cuatro crías de buenas características.

“Estoy bien agradecido con el MAGAP, porque estar buscando otro animal para hacer picar nuestros animales es un problema, más práctico acudimos al MAGAP, que de ahí nos ayudan al rato que nosotros necesitamos”, expresó.

Para el control, los técnicos utilizan la unidad móvil veterinaria, que está equipada con un equipo de ecografía, medicamentos veterinarios, entre otros materiales para este tipo de trabajo.

Fuente: MAGAP | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here