Es una bola de nieve. Para opositores y el sector privado, la reforma tributaria –que se discutirá mañana, desde las 08:45, en segundo debate de la Asamblea– causará daños colaterales a la economía.

El incremento de dos puntos porcentuales del IVA –del 12 % al 14 %– tendrá un efecto directo en el nivel de consumo, dicen. El impacto regresivo del tributo golpeará principalmente a dos provincias: Guayas y Pichincha.

Son las que más recaudan. Las dos aportaron, entre enero y marzo de este año, el 83 % del Impuesto al Valor Agregado. Es decir unos 943 millones de dólares.

Según el Servicio de Rentas Internas (SRI), 339 millones de ese total corresponden a Guayas. De los bolsillos de los guayaquileños son 312,4 millones de dólares. Pichincha, por su parte, tributó 604,8 millones. 573,9 millones de dólares salieron de Quito.

Patricio Alarcón, presidente de la Cámara de Comercio de Quito, está preocupado por esas cifras. Las ciudades que más pagan sentirán con mayor fuerza el incremento.

Pero no será solo el consumidor y su capacidad adquisitiva. Los representantes empresariales consideran que el alza del IVA tendrá efectos en sus ventas diarias. “Los comerciantes dinamizamos la economía, estas medidas afectan nuestro crecimiento”, aseguró el titular del gremio quiteño.

Según Alianza PAIS, la reforma tributaria generará unos 1.090 millones de dólares. Del monto, 750 millones de dólares serán fruto del IVA. El Comité Empresarial Ecuatoriano pide que no se tome en cuenta solo ese dato, sino también la caída que ya tenía el comercio local.

Datos del Banco Central muestran que el sector comercial tuvo un difícil 2015. En el tercer trimestre la actividad decreció un 0,6 % y, al final del año, no hubo crecimiento.

Ante la falta de oídos estatales, Pablo Arosemena, presidente de la Cámara de Comercio de Guayaquil, decidió usar su cuenta de Twitter para expresar su criterio. “Imponer impuestos y reglas afectan a la imagen del país”, dijo.

Los consultados reconocen que la reforma tributaria –que servirá para financiar la reconstrucción de las zonas afectadas por el terremoto– provocará un alza de precios generalizada porque pocos artículos no pagan IVA. (ver cuadro)

Entre los que sí pagan están los bienes que pasan por un proceso de industrialización. En un ejemplo, la fruta no paga IVA pero el jugo procesado sí. Los empresarios ven contradictorio que se promocione el cambio de matriz productiva pero haya más tributos a quienes industrializan.

 

 

Fuente: Expreso | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here