La sequía y la falta de lluvias que aún se registran en Tierras Altas, provincia de Chiriquí, ha ocasionado que no haya suficiente producción para el mercado nacional, lo cual se podría reflejar en un alza para los consumidores.
Virgilio Saldaña, productor de Tierras Altas, asegura que el verano y la inestabilidad en las lluvias han pasado la factura a los productores, causando una baja producción, mayormente en lechuga, repollo y brócoli.
«No se pudo sembrar estos rubros por la falta de lluvias, lo que ocasiona que no haya suficiente producción, y todo indica que este fenómeno se mantendrá», expresa Saldaña.
El productor se mostró preocupado, ya que debido a la demanda, los costos pueden aumentar a los consumidores.
Agregó que mientras se mantenga la irregularidad en las lluvias no se podrá normalizar las siembras de hortalizas. En el caso de la cebolla, no solo se da por las importaciones que se dieron hacia Costa Rica, sino que no hay suficiente producción para cubrir el mercado nacional.
Por su parte, Augusto Jiménez, presidente de la Asociación de Productores de Tierras Altas, reconoce que el repollo es el rubro que más escasea en estos momentos, seguido del brócoli, aunque no sea un producto de alto consumo.
Sostuvo que otro de los productos es la cebolla, cuyo precio va aumentando debido al consumo nacional y la escasez a nivel de Costa Rica.
El dirigente de los productores coincide en que la sequía y la falta de lluvias han ocasionado una baja en la producción de hortalizas, y señaló que es una necesidad que las autoridades puedan acelerar la construcción del sistema de riego de Tierras Altas, ya que no se ve adelanto alguno en el campo.
Luis Antonio González, vendedor al por mayor en el mercado de abastos de la Cadena de Frío en David, indicó que la lechuga tiene el precio de 50 centavos la libra y de mantenerse la escasez, podría aumentar.
En el caso del brócoli, reconoce que hay escasez y el precio alcanza los 70 centavos y su precio normal es de 40 centavos.
Manifestó que, en la actualidad, la cebolla está escaseando, ya que los productores de provincias centrales están terminando la cosecha y en Tierras Altas no hay suficiente.
Afirmó que este rubro cuesta 50 centavos la libra y el precio va en aumento.
El vendedor enfatizó que si los productos son escasos, la demanda aumenta, el precio irá en alza para los consumidores.
En general, la producción de hortalizas ha bajado hasta un 50 por ciento a consecuencia de la sequía. Sin embargo, se registra una disminución significativa en la lechuga, el repollo y brócoli, debido a que estos productos necesitan suficiente agua y condiciones para su producción.
En estos momentos, ha disminuido la cantidad de hectáreas que se han sembrado de estos rubros.
Fuente: Fresh Plaza | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here