La gran demanda asiática ya está abastecida de camarón. China, Vietnam, Indonesia y Corea del Sur representan alrededor del 51 % del total exportado por Ecuador en 2015 y, como consecuencia del terremoto, los compradores de esa región se abastecieron más por el miedo a la escasez. Eso obligó a los productores nacionales a bajar los precios para colocar las cosechas posteriores en otros mercados.

Los importadores asiáticos se contagiaron del pánico a la escasez de camarón al escuchar las noticias sobre graves daños en las piscinas manabitas, pese a que finalmente la afectación se redujo a 14.000 hectáreas de un total de 213.000 en Manabí y Esmeraldas, según los cálculos de la Cámara Nacional de Acuacultura. El presidente, José Antonio Camposano, precisó que de esas 14.000, había 8.000 con daños considerables y 6.000 que fueron inhabilitadas y precisaron tareas de mantenimiento. Al inundar el mercado, los precios bajan.

Otro factor que está empujando los precios es la cosecha del camarón autóctono de China, lo cual limita la cantidad de libras que Ecuador puede exportar hacia el gigante.

Y ahí aparece Europa. Continúa siendo una buena opción para dirigir la oferta ecuatoriana, pues está dentro de los márgenes de precios, afirma una de las 25 mayores exportadoras de este rubro en el país, que prefiere no identificarse.

La sobreoferta de camarón ha permitido a los compradores europeos rebajar los precios. Los representantes de esa misma empresa exportadora creen que esa desviación del mercado es momentánea, pues la gran clase media China seguirá demandando este alimento y su reincorporación a la compra es solo cuestión de tiempo.

Pero mientras se recupera ese espacio, el riesgo latente pasa por tener que competir en precios a costa de mantener la calidad del camarón ecuatoriano y su estructura de costos.

Los ingresos del sector son menores por las fluctuaciones a la baja del precio y por los aranceles que se absorben en la cadena. Pese a haber exportado un 15 % más en volumen entre 2014 y 2015, el sector facturó 148,4 millones de dólares menos, de acuerdo con las cifras del Banco Central del Ecuador.

Y en ese desempeño también influye la creciente recuperación de la oferta tailandesa, que podría superar en seis o siete años el Síndrome de Mortalidad Temprana (bacteria del EMS) y recuperar su poder de venta. A su vez, la India se ha incorporado como competidor en la misma especie de camarón que produce Ecuador, pese a que hasta 2009 solo se dedicaba a la autóctona del océano Índico.

Por último, la falta de acuerdos bilaterales con grandes consumidores como China, Brasil o México condena el avance del camarón ecuatoriano a nivel internacional.

 

 

Fuente: Expreso | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here