En el Aula Múltiple del Centro de la Memoria y Patrimonio Cultural se presentó el libro “La Política Agropecuaria Ecuatoriana: Hacia el desarrollo territorial rural sostenible 2015-2025”, de autoría del ministro de Agricultura, Ganadería, Acuacultura y Pesca (MAGAP), Javier Ponce.

Esta obra comprende un estudio técnico de la sostenibilidad de la agricultura, en el que participaron autoridades, expertos,  consultores, técnicos, productores, organismos no gubernamentales (ONG´S) y universidades.

Ponce afirmó que el libro analiza las fortalezas productivas del Ecuador. Consideró que ser un país productor primario, no es una fatalidad sino debe ser visto como un punto de partida para generar un proceso agroindustrial importante, y que sea evidentemente la iniciativa económica y productiva más relevante en el futuro. 

Indicó que a través de procesos de innovación tecnológica y científica agropecuaria se ha revalorizado el trabajo de los productores para evitar que Ecuador aún dependa del oro negro.

“El sector agropecuario retoma su condición de permanencia productiva, de alma, de entraña, de riqueza y productividad de un país”, afirmó.

El libro propone un cambio generacional para que la población joven apueste por trabajar en el agro, y fortalezca la economía nacional.

En el documento se propone fortalecer la participación del sector agropecuario de manera integral en los procesos de exportación, importación, así como en la sostenibilidad de la economía y provisión de alimentos, en armonía con la naturaleza, a escala nacional.

Diana Zapata, representante de la Asociación de Trabajadores Agrícolas Autónomos del Corazón de Pucará de Aychapicho, cantón Mejía, provincia de Pichincha, destacó que son testigos del trabajo de los técnicos del MAGAP en esa zona eminentemente agrícola y ganadera.

“Hemos forjado juntos este proceso, por tal razón nos sentimos más que orgullosos y felicitamos esta ardua labor; y solicitamos señor Ministro y autoridades que nos apoyen a los campesinos para llevar adelante nuestra producción”, dijo.

Fausto Romero, delegado del Consorcio de Gobiernos Autónomos Provinciales del Ecuador (CONGOPE), ratificó el apoyo en el proceso de revalorización de la agricultura y la administración eficiente de la tierra.

“Una vez más vemos que sí se puede en el Ecuador lograr una articulación de involucrados, en un proceso que busca el desarrollo de nuestro país. Una muestra es esta herramienta del MAGAP, una propuesta de la política agropecuaria ecuatoriana que el Estado ecuatoriano busca, sobre todo, para consolidar el desarrollo territorial sostenible 2015 – 2025, que se ajusta en los actuales momentos”, manifestó Romero.

“La Política Agropecuaria Ecuatoriana: Hacia el desarrollo territorial rural sostenible 2015-2025” plantea también una renovación generacional, debido a que la edad promedio de los agricultores es de 60 años.

Fuente: Magap | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here