En los dos últimos años se beneficiaron 2,4 millones de productores de 32 departamentos.

Una de las razones por las cuales no todos los departamentos del país tenían acceso a los recursos para el desarrollo de proyectos productivos en las zonas rurales era el sistema de convocatorias, pues, aunque se creó para repartir el presupuesto de manera democrática, terminó siendo excluyente.

Anualmente, se lanzaban unas convocatorias en las cuales se invitaba a las entidades territoriales (municipios y departamentos) a postular sus proyectos en materia de agro, para que así mismo pudieran recibir apoyo del Gobierno.

Lo grave del asunto es que, por lo general, era a las entidades territoriales con más capacidad institucional y mayores avances tecnológicos a las que se les aprobaban los proyectos, tras obtener una mayor puntuación que municipios y departamentos con menos fortalezas.

“Por tanto, el 70 por ciento de los recursos que, se supone, debían ser destinados para todo el país llegaban a unos 10 departamentos. Mientras que el otro 30 por ciento llegaba tan solo a unos cinco o siete departamentos más”, comentó, en una conversación con EL TIEMPO Juan Pablo Diazgranados, viceministro de Desarrollo Rural, del Ministerio de Agricultura.

Cambio de paradigma

Tras el fracaso de la implementación de convocatorias para promover el acceso a los recursos públicos con el que, irónicamente, quedaban rezagadas las entidades territoriales que más apoyo necesitaban, se decidió implementar un nuevo método.

Así, pues, los recursos pasaron a otorgarse a la totalidad de departamentos del país, sin necesidad de convocatorias y acudiendo a un método en el que se evalúan aspectos como el nivel de pobreza multidimensional, la cantidad de habitantes y la vocación productiva de cada entidad territorial. Es con base en estas variables como se establece la cantidad de dinero destinada para cada región, de acuerdo con sus necesidades.

De esta manera, no solo se llegó a los departamentos de Antioquia, Cundinamarca, Cauca, Nariño, Bolívar y Santander, como ocurría antes, sino que también se apoyó a departamentos como Guainía, Vaupés, Vichada, Guaviare, San Andrés y Casanare, en los que el soporte financiero era poco o nulo.

Fuente: El Tiempo| ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here