La elaboración del Proyecto Instalación de un Centro para el Mejoramiento Genético Bovino en la provincia de Esmeraldas, fue solicitada por la Dirección de Cooperación Internacional del Gobierno Provincial de Esmeraldas ante el Institutito Interamericano de Ciencias Agrícolas (IICA).

El responsable de la Cooperación Internacional del Gobierno Provincial, Nel Pimentel, dijo que la solicitud fue entregada a finales de diciembre de 2016 y que una vez elaborado el proyecto pasarán a buscar los recursos económicos para la construcción de modernos laboratorios e instalaciones que ayudarán a mejorar e incrementar el hato ganadero.

Jaime Vaca, coordinador de la Mesa Provincial de Ganadería Sustentable, informó que esa es la alternativa que se tiene para fortalecer la genética y producción en la provincia de Esmeraldas, cuya población bovina asciende a 350 mil reses.
Buenos resultados

“El Centro de Transferencia Genética es el mejor camino”, dijo Vaca, añadiendo que otras alternativas como la importación de ganado desde Paraguay ha sido muy costosa y lesiva para los ganaderos esmeraldeños.

“Algunos de ellos están endeudados al haber adquirido reses importadas caras y otros compañeros las han devuelto por cuanto enfermaron apenas llegaron”, afirmó Vaca.

Para el experto en Veterinaria, Jéfferson Quiñónez, es muy beneficioso para Esmeraldas instalar un centro de transferencia de genética ganadera.

“Indudablemente ello contribuirá a tener ganadería con razas de primer orden, muy apetecidas en el mercado internacional y entonces ahí sí Esmeraldas podría hablar sobre exportación bovina, pues, aparte de tener razas de primera, también habrá la población ganadera suficiente para ofertarla en el mercado internacional”, aseguró Quiñónez.
Incentivo estatal

Sin embargo, también hizo notar que para mejorar la ganadería tienen que implementarse buenos pastizales, mejores sistemas de nutrición y de faenamiento, para lo cual -dijo- se requiere la asistencia e incentivo del Estado.

El especialista en zootecnia Charles Morán, manifestó que esa iniciativa es correcta, pero que el Centro de Transferencia Genética no solo debería ser para mejorar bovinos sino para potenciar a la ganadería porcina, equina, caprina y de animales menores, lo cual daría gran rentabilidad y beneficios a la provincia de Esmeraldas en el campo de la producción, empleo y la economía.

Morán puntualizó que por más de dos décadas el país no tiene políticas agropecuarias y que esa es la razón por la cual la producción ganadera está disminuyendo. Así, de 2010 a 2016, bajó de seis millones a cuatro millones de reses, mientras que la porcina decreció de un millón 810 mil a un millón 300 mil cerdos, durante el mismo periodo.

 

 

Fuente: La Hora | ElProductor.com

1 Comentario

  1. Excelente iniciativa que ojalá se pueda concluir. Lo importante es que sea llevada con eminente criterio técnico y de sostenibilidad financiera de largo plazo, además del afán de servicio hacia la colectividad ganadera esmeraldeña.

Responder a Patricio Cancelar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here