Los dueños de las panaderías piensan subir el precio del producto si el quintal de la harina sube como consecuencia de que el trigo importado tenga que pagar los 10 centavos de la tasa, indicaron medios nacionales.

El presidente Lenín Moreno aseguró que no permitirá que se concrete el alza y anunció que la medida es para todo lo importado.

“Saben que con un kilo se produce bastante más de un pan, se van a dar cuenta que da 0,000001 centavo por pan, entonces, no hay derecho a que no se piense en el país”, criticó Moreno en una reunión con los representantes de ese sector.

Según el Comité Empresarial Ecuatoriano, si el trigo paga $ 0,10 por kilo, la tasa representa un 45% de arancel, porque el kilo del trigo importado cuesta $ 0,22.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here