El Municipio de Guayaquil, a través de la Dirección de Salud e Higiene, llegó el sábado 16 de diciembre al recinto Sabana Grande, jurisdicción de la parroquia Progreso, con la finalidad de atender a los habitantes que estaban en la comuna luego de la emergencia que se presentó el jueves 14 de diciembre debido a una intoxicación masiva de alimentos durante un agasajo navideño.

Así, llegaron al sitio tres brigadas médicas para atender en la comuna a los habitantes que en forma masiva presentaron inconvenientes digestivos severos, por ingerir alimentos en descomposición. La atención se coordinó previamente con el concejal rural Luis Murillo y se ofreció atención médica a 98 personas y odontológica a 20. Durante las consultas, también se entregaron las medicinas completamente gratis.Municipio de Guayaquil-L,Viera

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí