La estructura permitirá desfogar de mejor manera las aguas lluvias y evitar inundaciones durante el invierno.

La construcción del llamado colector de alivio Runachanga, en el sector La Y, al norte de Quito permitirá evitar inundaciones y desbordamiento de alcantarillas durante los fuertes aguaceros de la época invernal.

Según voceros de la Empresa Pública Metropolitana de Agua Potable y Saneamiento (Epmaps), alrededor de 60.000 moradores, principalmente de los sectores Cochapamba, Unión Nacional y El Pinar, serán los beneficiarios directos del servicio que brindará esta infraestructura.

Los trabajos, que demorarán aproximadamente dos años,  iniciarán a la altura de la avenida Mariscal Sucre (Occidental) sobre la calle Marco Joffre y terminarán con una conexión de descarga en el colector que funciona en La Prensa.

Los diseños definitivos de la obra están aprobados y especifican que el túnel se construirá a 25 metros de profundidad y tendrá una extensión de 1,05 kilómetros. La inversión será de aproximadamente 1’736.081,68 dólares. Se estima que el colector Runachanga tenga una vida útil de 100 años.

Un alivio  
Solo en 2017 se registraron tres inundaciones importantes en varios puntos de la zona que se atenderá con la nueva estructura. Uno de los puntos críticos es el intercambiador y el paso deprimido de La Y.

“El año pasado, en abril, mayo y octubre, se inundó tremendamente el paso a desnivel. Buses y vehículos se quedaron atascados por un largo tiempo. Ese es un problema grave que ojalá se elimine con la construcción de un nuevo colector”, comentó Andrés Pinto, dueño de un negocio de La Y.

Otros proyectos
Para este año se prevé la construcción de otros cuatro grandes colectores en diferentes puntos de la ciudad. El colector de alivio en la avenida Galo Plaza Lasso es uno de ellos. El objetivo principal es solucionar las inundaciones que se producen debido a que la capacidad del colector existente es insuficiente. La inversión para este proyecto es de 4’325.47, 61 dólares.

En Tumbaco se harán dos colectores. El primero, en el sector de la vía Interoceánica, que ya se está construyendo, con una extensión final de 2,4 kilómetros. El otro, que se encuentra en proceso de contratación, se ubicará bajo la calle Las Minas, barrio Churoloma. Este se ejecutará con una inversión de 1’328.319,80 dólares y ayudará a descontaminar el cauce de la quebrada El Pasayo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí