Carlos y Andrea, una pareja de esposos recién casados, visitaron el último fin de semana varios locales comerciales de electrodomésticos en el norte de la capital ecuatoriana. Su objetivo era comprar una cocina para su hogar, “de las tradicionales” (gas), aunque no descartaron optar por una de inducción.

“Aún no me decido sobre cuál adquirir, debo analizar algunos puntos. Me agrada la idea de no utilizar cilindros de gas, por temas de seguridad y porque dicen que se cocina más rápido»,  indicó Andrea, después de escuchar al vendedor sobre las bondades que obtendría con una cocina de inducción.

El pasado 05 de marzo, el Ministerio el Ministerio de Electricidad y Energía Renovable de Ecuador (MEER) a través del Programa de Eficiencia Energética para la Cocción por Inducción y calentamiento de agua con electricidad (PEC), relanzó este proyecto al mercado nacional.

La meta de esta cartera de Estado es que aproximadamente tres millones de hogares utilicen electricidad en lugar de gas hasta 2024, para aprovechar la oferta eléctrica ecuatoriana y contribuir a mitigar los efectos del cambio climático.

Según cifras oficiales, desde que se inició este programa en 2014 hasta el año pasado se vendieron un total de 750 mil cocinas de inducción, a pesar de que la administración anterior se planteó la meta de tres millones en 2018.

Con este programa, el gobierno busca aprovechar la energía que se genera en Ecuador. Según la subsecretaria de Eficiencia Energética, Patricia Recalde, el país tiene una potencia instalada de 8.036 megavatios (MW), pero hasta octubre pasado la demanda máxima fue de 3.692,2 MW.

Además, el objetivo es reducir el gasto en subsidio de gas licuado de petróleo. En este año, para este rubro, el Estado invertirá alrededor de 468,18 millones de dólares.

Estrategias
Esmeralda Tipán, subsecretaria de distribución, señaló a Andes que uno de los errores en el anterior régimen fue lanzar este ambicioso programa sin que se contar con la red eléctrica necesaria para atender la demanda de la población. “Hoy el sistema eléctrico se repotenció”, sostuvo.

Actualmente, se han instalado circuitos internos para el servicio de 220 voltios y se han colocadas 3,2 millones de acometidas para el voltaje requerido. Para todos estos procesos, el gobierno invirtió aproximadamente 670 millones”, expresó.

Otra de las estrategias para incentivar la adquisición de estufas de inducción es la extensión hasta 2024 del incentivo tarifario que permite cocinar con hasta 80 kilovatios hora al mes sin costo, es decir que este beneficio permite que las personas que usan este sistema de cocción no cancelen en las planillas de luz su consumo. Esta medida estaba vigente hasta este año.

Además, el Estado financiará 800  dólares (antes eran 600) para la compra de cocinas de inducción a 48 meses de plazo para el pago. Finalmente, hay una línea de financiamiento de hasta 100 dólares para la compra de las ollas que se requieren para este tipo de cocinas.

El pago de estos créditos se hará a través de la planilla de luz. De esta manera se dará facilidades para que las personas compren cocinas de inducción de mayor tamaño, potencia o que tengan alguna innovación tecnológica, expresó.

Ventas y modelos
Juan Pablo Vela, representante de los industriales de línea blanca del Ecuador, mencionó que las tres empresas que fabrican cocinas de inducción (Ecoline, Indurama y Mabe), tienen la capacidad de producir aproximadamente 1,5 millones de estufas.

“Estamos en capacidad de responder a la demanda. Esperamos que con este relanzamiento del programa se incremente el uso, pero mientras tanto continuaremos produciendo cocinas de gas, pues aparte del mercado interno, exportamos a Perú, Colombia y Centroamérica”, expresó.

Según datos del MEER, la venta de cocinas de inducción tuvo un pico en el 2015 y luego descendió. El gobierno, por su parte, se quedó con 78 mil cocinas chinas de inducción que no pudieron ser comercializadas. Ahora estas serán parte del mobiliario del plan “Casa para Todos”.

¿Cómo ser parte del programa?

Para acceder a este beneficio se debe hacer una solicitud personal a la empresa eléctrica de su ciudad, registrarse en la página web www.ecuadoreficiente.ec o acudir personalmente a un punto de venta autorizado.

El usuario necesita estar al día en el pago de la planilla de luz, presentar la cédula de identidad de quien consta como titular del medidor, la papeleta de votación y la cartilla de este servicio básico.

En caso de que el interesado arriende el inmueble, se debe adjuntar una carta de autorización para hacer esta gestión.

Una vez que se valide esta información, el cliente recibirá el artefacto seleccionado. Las cuotas se reflejarán mensualmente en la planilla de servicio de luz. Las personas pueden hacer los pagos acorde a sus posibilidades económicas. Para instalar una cocina de inducción se requiere contar con un medidor de 220 voltios.

Actualmente, se entregan subsidios a la tercera edad, a las personas con discapacidad, la tarifa de dignidad, por el volcán Tungurahua, entre otros.

El Gobierno aumentó el financiamiento para la compra de cocinas de hasta 800 dólares, con un plazo de pago de 48 meses y financiamiento de hasta 100 dólares para la compra de ollas.   Foto: Ministerio de Electricidad.

Según Carlos Medina, gerente del programa de Cocción por Inducción, estos electrodomésticos son más seguros y cuidan el planeta.  Además son muy modernas, rápidas y ecológicas.

“La cocción por inducción es la nueva manera de cocinar en el mundo. Funciona por un principio electromagnético, muy rápido y limpio, que calienta solo la olla y concentra mucho mejor el calor y el sabor”, explicó.

El funcionamiento de las cocinas de inducción inicia en el generador electrónico que suministra energía a una bobina productora de un campo electromagnético de alta frecuencia; éste penetra a la olla (de material ferro magnético) y establece una circulación de corriente eléctrica que genera calor y se transfiere al contenido. El campo no afecta nada fuera del recipiente, en cuanto se retira el recipiente de la cocina se detiene la generación de calor.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here