El incremento de las importaciones en los últimos meses han hecho tambalear la balanza comercial, pero a cambio también vienen compensando al fisco con mayores ingresos tributarios. Este año, las tasas indirectas que se pagan por la compra de productos extranjeros fueron las que mayor crecimiento registraron, al alcanzar un 30 %.

El Servicio de Rentas Internas (SRI) dio a conocer los resultados del primer trimestre del año. Hasta marzo se logró recaudar $ 3.436 millones, un 8,2 % más que igual periodo del año pasado. Un crecimiento que no necesariamente se da por una recuperación del sector comercial del mercado interno, pues aunque el Impuesto al Valor Agregado (IVA) continúa siendo el rubro que mayor peso tiene dentro de la recaudación; este año fue el tributo que menos crecimiento logró registrar (1 %).

La dinámica en la recaudación, según muestran las cifras del SRI, están dadas por el mayor cobro del Impuesto a la Renta (que en el primer trimestre del año sumó $ 985 millones, $ 81 millones más que el año pasado); pero sobre todo, por el incremento que viene teniendo el cobro del IVA y del Impuesto a los Consumos Especiales (ICE) que se paga por las importaciones. Ambos ítems sumaron $ 508 millones, versus los $ 391 millones del año pasado.

Esta mayor recaudación, sin duda, tiene su causa en la mayor demanda de productos importados, que empezó en junio del año pasado cuando en el país se terminó de desmontar y eliminar un sistema de salvaguardias que encarecía y volvía poco atractiva la compra de productos foráneos. Solo hasta febrero de este año, según cifras del Banco Central, las compras crecieron un 22 %.

Para el sector comercial, estos resultados son el efecto positivo de lo que se puede lograr liberando las importaciones. Volver a restringirlas, dicen, no es la solución para equilibrar la balanza comercial y solo afectaría al consumidor final. “Si bien el IVA interno representa más de la cuarta parte de la recaudación, este porcentaje disminuyó 3,4 % en relación al 2017 y se ha distribuido entre el Impuesto a la Renta, el ISD, el ICE, e impuestos de Importación”, dice Juan Carlos Díaz Granados, director ejecutivo de la Cámara de Comercio de Guayaquil (CCG), quien acota que impuestos indirectos, como el IVA, son los que perjudican en mayor medida a las familias con menor poder adquisitivo.

Una mayor importación y pago de tributos por este concepto hace que el comercio se mantenga como el sector donde más dinero recepta el ente tributario, con $ 1.028 millones. Le siguen los sectores manufactureros, de finanzas y de seguros. El sector agrícola y de transporte y de almacenamiento, por su parte, fueron las industrias que mayor pago de tributos reportaron, con respecto a igual periodo del año pasado).

Para finales del 2018, el SRI espera recaudar un total de $ 14.450 millones, 9,3 % más que en el 2017. Aspiración que buscan lograr con una mayor eficiencia en la recaudación. La estrategia, según ha dicho Leonardo Orlando, director del SRI, será contrarrestar el fraude fiscal y recuperar una cartera pendiente, a través de la condonación de multas (de unos $ 2.355 millones), según lo dispuesto en el plan económico hecho público el pasado 2 de abril.

El feriado altera el pago

Los contribuyentes cuyo noveno dígito del RUC es cero, deberán declarar y pagar los impuestos hasta el próximo 27 de abril. Este pedido se hace a través del Decreto Ejecutivo No. 377 que establece que, en aquellos casos en los que una fecha de vencimiento de declaración y pago de impuestos, coincide en un día de descanso obligatorio o feriado (en este caso el 1 de Mayo), esta fecha se adelante al último día hábil del mes de vencimiento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here