Para tener alimentos sanos y con “sabor de campo” no se requiere un amplio terreno. Mediante los huertos urbanos ahora se puede sembrar en el patio o hasta en la terraza de la casa. Incluso hoy la Empresa Municipal de Desarrollo Económico (EDEC EP) presentará un Manual Práctico de Huertos Urbanos.

El evento será a las 10:00 (del martes) en el Portal Artesanal que está en la calle Simón Bolívar y avenida Huayna Cápac.

Un huerto agroecológico o huerto urbano permite reducir los gastos al momento de adquirir productos para alimentarse, mencionó ayer Tatiana Rodríguez, encargada del proyecto de Agroecología y Soberanía Alimentaria de la EDEC EP.

Además, la persona conocerá, manejará y entenderá todos los ciclos de la agricultura. “Es importante crear un puente o lazo entre el campo y la ciudad. Una forma es que los usuarios experimenten los tiempos de siembra, cosecha… es decir, el sistema de producción”, señaló Rodríguez.

Para esto, la EDEC EP creó el Club de Agroecología para la Vida que está formado por 20 personas, entre amas de casa, profesionales de distintas áreas y público en general, que se reúne cada semana para aprender más sobre agroecología.

Propuesta

El manual de huertos urbanos está pensado para que cada persona pueda crear un huerto en su casa. No se necesita suelo blando o tierra para sembrar los productos, ya que pueden hacer en contenedores, cajas de cultivo, instalarlos como huertos verticales, usar material reciclado como botellas, llantas, entre otros.

“En el manual se detalla desde cómo debe ser la estructura, cómo trabajar la tierra, insumos para fertilización y cuáles son los insecticidas para plagas, entre otros.

Alexandra Moreno, madre y profesional, decidió tener su propio huerto en casa. Para esto, en el jardín de su vivienda instaló varios cajones de madera para crear su huerto, en el que desde abril pasado, ya tiene sembrado brócoli, lechuga, espinaca, pimientos verdes y otras hortalizas, así como hierbas de cocina y hierbas aromáticas.

“La iniciativa surge de la necesidad y tomar conciencia de alimentarnos de una forma saludable”, dijo.

A decir de Moreno, no se trata de tener la ilusión de cosechar un producto uno mismo, sino de trabajar en la tierra y tener un espacio de relación con la naturaleza.

Para construir su huerto urbano, Moreno consiguió cajas de madera, con una base de latón, en la que colocó tierra “buena” y abono para sembrar los futuros alimentos.

1 COMENTARIO

  1. SIN LUGAR A DUDA, A TRAVÉS DEL FOMENTO DE HUERTOS URBANOS ES LA MEJOR EDUCACIÓN AMBIENTAL QUE SE PUEDE IMPLEMENTAR EN UN SISTEMA DE CONTAMINACIÓN ALTO Y AL MISMO TIEMPO EL CONSUMO DE PRODUCTOS DE CALIDAD Y LIBRES DE AGROTOXICOS.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí