El 80 % de los semáforos de Guayaquil está integrado al sistema de la Autoridad de Tránsito Municipal. A casi cuatro años de haber asumido la competencia del tránsito, la institución no ha completado todavía la sincronización de todos los dispositivos de la ciudad, pero trabaja en ello y en la implementación de otro tipo de señales.

La torre Morisca, la iguana, el mono, o la bandera celeste y blanco, todos ellos íconos de Guayaquil, se encuentran replicados a lo largo de la avenida Malecón Simón Bolívar, en los cruces peatonales, modernizando el concepto de los pasos cebra.

Los diseños son parte de la señalización artística e inteligente que se encuentra implementando la Autoridad de Tránsito Municipal (ATM) en varias avenidas. Además de los íconos en la turística vía del malecón, habrá otros diseños para los pasos cebra, por ejemplo los alusivos a los equipos del Astillero, Barcelona y Emelec, que estarán en la intersección principal de las avenidas de sus estadios, indicó Andrés Roche, gerente general de la institución.

Desde su instalación, los artes colocados en la vía han causado el efecto deseado por la entidad: incentivar el correcto uso de los pasos cebra y que los conductores se detengan justo antes de la línea establecida. Con ello, aparte de apreciarlos cumplen con la ley.

En Malecón y 10 de Agosto, donde se ubica la torre Morisca y un diseño de la misma en el paso cebra, Carlos Salcedo se preguntaba si la pintura colocada allí durará poco tiempo. “Ya se puede apreciar una mancha de suciedad, debe ser por el constante paso de los vehículos. Hay que ver si dura”, comentó.

De acuerdo con la ATM, el material utilizado tiene una durabilidad de cuatro años. Se trata de planchas de termoplástico importado que se colocaron en 16 intersecciones.

La idea, dijo, es ir ampliando ese número y para ello se piensa en que la empresa privada podría participar con fines publicitarios, con diseños aprobados por la institución.

Avenidas como la Quito también fueron señalizadas con pintura reflexiva que brilla en la oscuridad, se cambiaron los letreros de pórticos para renovar la vetusta estructura en la ciudad y están por recibirse los estudios para contratar la señalización vertical.

También los cruces tecnológicos que se activarán en los sitios de mayor conflicto y gran afluencia de transeúntes, como la avenida Pedro Menéndez Gilbert y Roberto Gilbert; Juan Tanca Marengo y Gómez Lince, a la altura del colegio Americano; avenida del Periodista y Federico González; en la Lizardo García y Vélez, entre otras, sumando 35 intersecciones.

Roche explicó que el sistema contempla la instalación de luces que adviertan a los conductores para que a metros de distancia vayan reduciendo la velocidad (ver infografía) y finalmente se detengan para que los peatones puedan cruzar con seguridad. Se activarán en horas pico y estarán conectadas con el Centro Tecnológico de Manejo de Movilidad que la ATM inaugurará en julio.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí