La pitahaya rocafortense busca estar en más mercados de Estados Unidos. Pero para lograr la exportación al país del norte, durante un año la Agencia de Regulación y Control Fito y Zoosanitario (Agrocalidad) realizó monitoreos de los cultivos de la Asociación de Productores de Pitahaya de Manabí para certificar que la plantación esté libre de la mosca Anastrepha fraterculus o mosca de la fruta.
En este cantón se realizó la entrega de documentos que certifican que la pitahaya está libre de la mosca de la fruta, un insecto que pudre el producto y causa malformaciones.
Olvin Intriago, presidente de esta asociación y pionero en la siembra y cosecha de “la fruta dragón”, como también se conoce a este producto, explicó que al año producen 40.000 kilos por hectárea.
Este productor cuenta que hace más de cinco años inició el cultivo y actualmente ha conseguido mercados a nivel internacional.

“Tenemos mercado para Europa y Estados Unidos”, explicó el productor. El kilo de pitahaya tiene un valor de 2,50 dólares. “Una hectárea de pitahaya puede dejar ganancias anuales por 80.000 dólares”, agregó Intriago.

Quienes se dedican a esta actividad en cantones como Chone, 24 de Mayo, Junín, Montecristi y Rocafuerte recibieron su certificado que posibilita la exportación a otros países.
Juan Vera, encargado de la parte comercial de la asociación, explicó que uno de los problemas que tuvieron al momento de emprender fue convencer a las personas en la inversión para sembrar, ya que la fruta no era muy popular, pero tiene demanda en el exterior.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí