«A pesar del mercado, la demanda no ha dejado de aumentar, ampliando mucho la variedad de países, aunque Estados Unidos sigue siendo el principal destino para nuestros mejores mangos. A principios de este mes enviamos mangos Ataulfo a Los Ángeles. Fue el primer envío de la temporada entre todos los exportadores», dice Yamil Farah, director general de Rinursa. La proximidad de Ecuador a los Estados Unidos hace que la logística sea más fácil que en otros países del sur, ya que los tiempos de tránsito son más cortos, lo cual es crucial para los productos climatéricos.

Los envíos desde Ecuador comienzan oficialmente durante la segunda mitad de septiembre hasta la primera quincena de diciembre, dependiendo de las condiciones climáticas. La cosecha de mango suele depender de lo temprano que comienza la temporada de lluvias, que normalmente tiene lugar de diciembre a junio. «En Rinursa, desde las dos últimas temporadas, buscamos ser los primeros en cosechar y distribuir fruta de la mejor calidad, con la dureza y madurez correctas, capaz de llegar a su destino en las mejores condiciones», añadió Yamil. Se espera una temporada similar a 2017 sin grandes saltos en la producción, lo que con suerte generará ganancias estables para los productores.

El sector en general todavía sufre la falta de servicios para poder enviar productos refrigerados a otros destinos. «Cada año hay menos conexiones óptimas y la disponibilidad de espacio es realmente limitada y no cubre todo el potencial del sector. En base a esto, hace ya un par de años que decidimos trabajar con Kuehne + Nagel, quienes envían una gran parte de nuestro programa, no sólo debido a sus soluciones para productos refrigerados, sino también por la oferta de soluciones creativas para llegar a los diferentes mercados según nuestras necesidades», menciona Yamil.

«Tenemos una red de cadenas de productos frescos en todo el mundo, particularmente sólida en América del Sur y Central, lo que nos permite atender las necesidades de nuestros clientes con experiencia local y cobertura global», dice Jorge Briones, director de refrigerados de Kuehne + Nagel en Ecuador y Perú. «Trabajar con los servicios estándar disponibles no hace ninguna diferencia en el mercado actual. Nuestra tarea es encontrar servicios de nicho, combinar diferentes líneas de envío, aumentar las conexiones inusuales y asegurarnos de que toda la carga llegue según sea necesario. Encontrar el menor tiempo de tránsito es tan importante como llegar al destino antes de las ventas del fin de semana», continúa Jorge.

Los productores de mango y los proveedores de servicios tienen claro que el futuro del sector está en presentar al cliente final un producto atractivo, impecable y fresco que le permita mantenerse por delante de la competencia. No sólo para obtener mayores beneficios, sino también para ofrecer un producto mucho más atractivo. Muchos investigadores están desarrollando variedades de mangos más sabrosas y dulces, y algunos productores en Ecuador están invirtiendo en la variedad de nicho, conocida como Ataulfo o «Honey Mango». Es una variedad temprana bastante extendida en Guayaquil y difícil de encontrar en otros países. Los mangos de mejor calidad alcanzan 18° Brix (mientras que otras variedades alcanzan 12° Brix), lo que la convierte en una variedad muy demandada por su dulce sabor.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here