En Quito se concentran líderes ambientales y funcionarios de 197 países firmantes del Protocolo de Montreal.
Ayer comenzó en la capital la Trigésima Reunión de las Partes del Protocolo de Montreal, con la participación de unas 600 personas. Revisarán, hasta el próximo viernes, los hallazgos de la última evaluación científica del agotamiento de la capa de ozono, el potencial de reducir las emisiones que causan el cambio climático y nuevas opciones para enfrentar los daños al ambiente.

En el marco de esta reunión, que se realiza por primera vez en un país sudamericano, se presentó la última Evaluación científica del agotamiento de la capa de ozono, que revela que sigue en camino hacia su recuperación total.

Los hallazgos del informe confirman que las medidas adoptadas en virtud del Protocolo de Montreal han provocado disminuciones a largo plazo en la abundancia atmosférica de las sustancias controladas que agotan el ozono (SAO) y en la continua recuperación del ozono estratosférico.
Informe
El documento difundido ayer señala que en partes de la estratosfera la capa de ozono se ha fortalacido a una tasa de 1-3% por década, desde el 2000. También se indica que de acuerdo con las proyecciones, el hemisferio norte y el ozono de latitud media se recuperarán completamente para la década de 2030; en el hemisferio sur será en la década de 2050 y en las regiones polares en 2060.

“El Protocolo de Montreal es uno de los convenios multilaterales más exitosos de la historia, por su cuidadosa combinación entre ciencia y acción colaborativa establecida para sanar nuestra capa de ozono. Esa también es la razón por la cual la Enmienda de Kigali al Protocolo es tan prometedora para la acción climática en el futuro”, manifestó Erik Solheim, director Ejecutivo de ONU Medio Ambiente.
Menos calentamiento
La Enmienda de Kigali, que entrará en vigor el primero de enero de 2019, requiere que las naciones reduzcan la producción y el consumo proyectados de hidrofluorocarbonos (HFC), gases contaminantes que se utilizan en refrigeradores, aires acondicionados y otros artículos similares, en más de 80% durante los próximos 30 años. Esto, por ser sustancias que agotan la capa de ozono y porque su impacto en el calentamiento global puede ser cientos o miles de veces mayor que el del dióxido de carbono.

Los autores de la Evaluación concluyeron que es posible evitar hasta 0,5°C de calentamiento global este siglo a través de la implementación de la Enmienda de Kigali, lo cual reafirma su importancia crucial en los esfuerzos por mantener el aumento de la temperatura global por debajo de 2°C. (CM)

Propuestas

Recuperación

° La eliminación completa de emisiones controladas y no controladas de sustancias como el tetracloruro de carbono y el diclorometano.

°  La recuperación y destrucción de los remanentes de clorofluorocarbonos (CFC), halones e hidroclorofluorocarbonos (HCFC).

° Eliminación de la producción de HCFC y bromuro de metilo.

° Mitigación de las emisiones de óxido nitroso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here