“El proceso nació de la necesidad de todos los finqueros”, refirió Lucía Bone Estacio, de 63 años, presidenta de la Asociación Turística de Productores de Súa, al comentar sobre la nueva propuesta que desde finales de mayo está lista para recibir a turistas locales y extranjeros.

En su historia, narra que el trabajo de recolectar las mazorcas de cacao de las fincas y que apenas se les pagaba 25 dólares el quintal, les pareció injusto tras el esfuerzo y dedicación que cada agricultor realizaba, por ello, luego de atravesar el terremoto del 16 de abril de 2016, la devastación fue inmensa, por lo que les pareció imposible recuperarse.

De aquella fecha, hoy solo ha quedado en sus mentes, puesto que ingresaron al programa Re-Emprende de la Alianza para el Emprendimiento e Innovación (AEI), que capacitó y ayudó económicamente a agricultores y emprendedores de Manabí y Esmeraldas.

Mejores ganancias
Luego ello, Bone reconoce que el cacao no fue vendido más al granel, sino que a través del conocimiento lograron transformar la materia prima en un producto procesado, obteniendo ingresos tres veces más, de lo que antes percibían.

Son 25 socios que pertenecen a la Asociación Turística de Productores de Súa, que hoy promocionan el ‘Agrotour’, en donde cada finca luego de una intervención y adecuación de las viviendas, prestan servicios de hospedaje y alimentación para quienes deseen adentrarse en una aventura.

Gastronomía, paseos en canoa o a caballo y una linda cascada, se promocionan en general, pero dentro de los tours cada agricultor puede acogerse a nuevas ideas y transportar al visitante, al proceso de siembra, cosecha y trasformación del cacao, que dentro de la asociación es convertido en barras de chocolate fino de aroma.

“Es agroturismo rural, donde ellos han elaborado senderos para generar rutas ecológicas, deportes de aventura, tienen pozas en el río Súa y esta es una buena alternativa para los turistas”, expresó con ahínco Daniel Rivadeneira, director general de la Corporación San Francisco.

Réplicas
El exdirector zonal de Turismo, Segundo Arroyo, fue parte durante su cargo del conocimiento propuesto por los agricultores, pero que son 9 fincas que promocionan el agroturismo y que desde allí imparten el proceso de preparado de suelo, cosecha, trasformación de ese producto y la gastronomía propia del sitio.

Asimismo, felicita la acción emprendida por los integrantes de la Asociación, de los que cree darán un excelente atractivo a la provincia. Inclusive, Arroyo comenta que se deben dar créditos a los emprendedores del campo, que en muchas ocasiones cuentan con estos proyectos vitales para el crecimiento de la economía, esperando que los nuevos organismos de Turismo acojan su pedido.

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí