25 toneladas del producto fueron devueltas a Ecuador. El sector dice que no es común la presencia de ese insecto en el fruto.

Una nueva noticia del extranjero enciende las alarmas en las fincas bananeras. Si bien el sector estaba en guardia para evitar el contagio del Fusarium raza 4, también conocido como “el mal de Panamá”, detectado en Colombia, unas moscas ahora causan preocupación.

Ayer, las autoridades sanitarias rusas detectaron en un cargamento de banano proveniente de Ecuador moscas jorobadas que pueden transmitir el vibrión del cólera.

“Este es el primer caso de una cuarentena en plátanos durante este año”, aseguró ayer el servicio de prensa de Roseljoznadzor, la entidad encargada del control sanitario de Rusia, a través de su página web.

Según la información de la entidad rusa, se impidió el ingreso de 25 toneladas de banano infectado, que llegó esta semana al puerto ruso de Novorossiysk, suroeste de Rusia y uno de los principales puertos del mar Negro.

Como resultado de la inspección del banano por personal de la Dirección Interregional del Sur de Roseljoznadzor se identificó un objeto de cuarentena: una mosca jorobada polífaga en estado vivo.

La importación de carga contaminada está prohibida y el lote de plátanos regresó a Ecuador, aseguró la entidad rusa en su portal web.

Si bien el comunicado de la entidad rusa y de las notas de prensa de agencia mencionan plátanos, Richard Salazar, presidente de la Asociación de Comercialización y Exportación de Banano (Acorbanec), aseguró que se trata de banano y que se ha informado a Agrocalidad (la Agencia de Regulación y Control Fitosanitario) para obtener un diagnóstico.

“Nosotros aún estamos monitoreando ese tema porque de manera oficial no ha sido notificado Agrocalidad (…) No es común que esa mosca esté en el banano. A lo mejor han puesto mal y es otra plaga”, aseguró el titular de Acorbanec.

El diario EXPRESO solicitó un pronunciamiento a Agrocalidad sobre este tema, pero hasta el cierre de esta edición no emitió información al respecto.

Salazar reconoce que Rusia es un mercado importante para el banano ecuatoriano: “Es su mayor comprador como país” y por esa razón están expectantes sobre el tema. “Es un mercado que hemos venido cuidando bastante bien”, añadió Salazar.

Según cifras de la Asociación de Exportadores de Banano del Ecuador (AEBE), Ecuador exportó al mundo 127 millones de cajas del fruto entre enero y abril de 2019. De esa cantidad, el 22 % fue a Rusia, el destino al que más envíos se realiza.

El presidente de Acorbanec asegura que si se confirma que la mosca provino de Ecuador, Rusia presentará una nota de reclamo que implicará algún tipo de sanción.

Jaime Buestán Aucancela, especialista en el estudio de insectos, sostuvo que moscas contaminadas pueden transmitir el virus del cólera, incluso la mosca doméstica en ciertas circunstancias.

Buestán aseguró que debería tener más detalles del tipo de mosca jorobada para determinar si provino de Ecuador. Sobre la mosca viva que fue puesta en cuarentena por el organismo ruso, el experto sostiene que es imposible que un insecto pueda sobrevivir a un largo viaje. La fauna de insectos es específica para cada región. Una mosca de la zona tropical, como la ecuatoriana, no podría llegar con vida a ese país.

Otro especialista opina lo contrario. Joubert Alarcón, médico veterinario especializado en entomología (estudio científico de los insectos), explica que las moscas jorobadas son pequeños insectos. “Es la mosca que usted ve en su casa, por ejemplo, si tiene frutas afuera. Esa mosquita chiquita de un milímetro”, dijo Alarcón.

¿Pudo llegar viva en el viaje? Alarcón sostiene que sí, que los insectos pudieron alimentarse de la humedad y del mismo banano. Su ciclo de vida es de 30 a 40.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí