La preocupación continúa en los comerciantes de pescados de agua dulce de la Plaza de Mariscos de Babahoyo.

Esto ante el anuncio de la veda por parte del Ministerio de Producción, Comercio Exterior, Inversiones y Pesca, que mediante acuerdo determinó establecer el impedimento de captura y comercialización durante el periodo comprendido entre el primero de enero y 28 de febrero.

No obstante, allí se sigue realizando la venta de estos peces, motivo por el cual las autoridades de pesca han acudido hasta el mercado para advertir los decomisos.

Labor
Los comerciantes aseguran que están trabajando con tilapias de criadero, reproducidas en piscinas y alimentadas con balanceado, más no de las que habitan en los afluentes de la provincia.

Así lo asegura el secretario de la Asociación de Expendedores de la Plaza de Mariscos, Luis Machacilla, quien reconoce que también están trabajando con otras especies como la dama, dica, ratón, guanchiche, barbudo, campeche, guabina, entre otros.

“La tilapia que tenemos es de cautiverio, pero las autoridades pesqueras tampoco quieren que se la comercialice, así que nosotros no estamos de acuerdo. Los otros peces de agua dulce que tenemos a la venta, vienen con guía, pero desde la ciudad de El Empalme”, refirió el dirigente, quien asegura que la postura conjunta con el resto de sus compañeros, es mantenerse firme en la venta de tilapias de criaderos y otras especies que lleguen con guía.

Pedido
El marisquero José Reyes cree que esta medida no ha sido planificada ni adecuada, puesto que si se hace una veda estacional para preservar especies, tiene que ser a nivel nacional porque no solo la provincia de Los Ríos tiene afluentes.

“La veda se la tiene que controlar en los ríos y esteros porque de allí es de donde sale el producto, pero las autoridades vienen a hacer controles terrestres en los mercados. Aquí no se está actuando con quienes capturan los peces, sino a quienes los expenden y eso no debe ser así. Los 60 comerciantes nos sentimos amenazados y con incertidumbre porque nos atemorizan que nos quitarán los pescados”, dijo.

Ney Olaya agregó que esta es la única actividad que tienen para sobrevivir y llevar el sustento a sus familias. Por ello, hacen un llamado a las autoridades para que se les brinden las facilidades para poder laborar de forma tranquila.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí