Foto Internet

El proyecto LIFE BAQUA, desarrollado por la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, España, tiene como objetivo optimizar la gestión de residuos de la producción de banano a través de un innovador proceso de extracción para obtener fibra para reforzar los materiales plásticos y como bolsas y pulpa biodegradables que se pueden utilizar como un aditivo para la alimentación de peces.

La fibra de plátano se puede extraer de pseudotallo de plátano que produce pulpa como un subproducto de la extracción de fibra. Los investigadores probaron la pulpa de banano y otros subproductos de cultivos de banano, como la flor de banano, como aditivos alimentarios en tilapia y lubina europea.

El estudio no encontró presencia de antioxidantes en la pulpa del plátano, por lo que utilizaron la flor del plátano como un aditivo con antioxidantes. La pulpa se agregó al alimento para peces para reemplazar otras materias primas, en particular, la harina de maíz, que también se usa en el consumo humano. Esta combinación rica en polifenoles tiene resultados prometedores y sería una opción para obtener dietas más sostenibles en acuicultura.

Mire este video para obtener más información.

3 COMENTARIOS

  1. Interesante nota, considero que el aprovechamiento de materias primas comunes de desecho de cultivos pueden representar hasta un 60% del total de la dieta de animales y peces, considero que se debe buscar nuevas alternativas como la planteada para de esta manera incluir componentes naturales e ir reemplazando lo sintético mejorando de esta manera el comportamiento productivo de los mismos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí