La temporada pesquera 2019 cerró el 31 de diciembre con la captura de 232,4 toneladas de langosta espinosa entera desembarcadas en los puertos de los cantones Isabela, San Cristóbal y Santa Cruz.

La Dirección del Parque Nacional Galápagos (DPNG) informó que durante los cinco meses de pesquería, que inició el 1 de agosto de 2019, fueron comercializadas hacia el continente 63 toneladas de langosta roja y 10 de langosta verde enteras; mientras que en cola la demanda fue menor, alcanzando 22 toneladas de roja y 10 de verde; la diferencia sirvió para consumo local.

Una modalidad nueva de negocio fue la demanda de langostas vivas desde el continente. Desde Santa Cruz y San Cristóbal se trasladaron 37.188 langostas vivas, de las cuales el 98% corresponde a la especie roja y el 2% restante a las verdes.

A pesar del cierre de la pesquería el 31 de diciembre de 2019, de acuerdo a la resolución 0057 emitida por la autoridad ambiental para regular el manejo de la pesquería en la provincia, hasta el domingo 5 de enero se comercializó y consumió langosta en Galápagos.

Se informó que durante los meses autorizados para la pesca de langosta, la DPNG mantuvo controles permanentes, desde la captura, hasta la salida del archipiélago a fin de asegurar el cumplimiento de la normativa para una pesquería responsable y sostenible.

En cuanto al langostino (Scyllarides astori), la veda termina el 29 de febrero próximo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí