Al momento no hay desabastecimiento de carne, el producto se vende con normalidad.

Los casos positivos de Covid-19 siguen sumando en la provincia Tsáchila, situación que preocupa, más aún cuando personal que labora en las diferentes instituciones presentan la sintomatología, como es el caso de diez empleados del Centro de Faenamiento.

Wuandember  Velasteguí, gerente de la Empresa Pública Mancomunada del Trópico Húmedo, confirmó que los empleados en mención han presentado la sintomatología, quienes han ido al IESS a hacerse atender. “Pero no tengo la confirmación que sean positivo, porque no hay el resultado de los análisis. Ellos no se incorporan a laborar si no tienen la aprobación de un médico”.

Velasteguí mencionó que esta situación se presenta pese a que ellos han tomado todas las medidas de bioseguridad. En la entrada del camal hay un arco de desinfección de vehículos, las personas que ingresan también son desinfectadas y se  les exige que utilicen mascarillas y guantes, así como el personal interno, todos con sus respetivas prendas de protección.

Aclaró que no hay peligro en la manipulación de la carne, “porque se nos ha comunicado que el virus se transmite de persona a persona a través de partículas de saliva, por eso es necesario usar la mascarilla y el personal lo hace, garantizamos el proceso de faenamiento”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí