Fueron descubiertas en una empresa que cría 500 mil vientres. Sospechan que se debe al uso de vacunas truchas.

Una de las principales empresas criadoras de porcinos de China encontró dos nuevas cepas de Peste Porcina Africana, las cuales suponen que son consecuencia del uso de vacunas que no cuentan con una certificación oficial.

El hecho le ocurrió a la firma New Hope Liuhe operadora de 500.000 vientres en dos establecimientos, en las ciudades de Quindao y de Chengdu, que dispuso el sacrificio de más de 1.000 cerdas, informó Reuters.

Yan Zhichun, director científico de la empresa, explicó que todas los animales afectados han sido sacrificados para evitar la diseminación de estas cepas, añadió que las muestras tomadas carecen de dos genes que se encuentran de forma natural en el virus, denominados MGF360 y CD2v.

Expuso que hasta el momento las investigaciones han arrojado que eliminar el MGF360 crea inmunidad, sin embargo no se ha desarrollado una vacuna con base en esta propiedad, pues esto lleva al patógeno a mutar en un componente dañino.

De acuerdo con Lucilla Steinaa, especialista del Instituto Internacional de Investigaciones Pecuarias, esto debe ser producto de intervención humana, ya que es prácticamente imposible que ambos genes se eliminen de forma natural.

Hasta el momento en el Ministerio de Agricultura de China no han emitido una declaración al respecto, según informó Reuters.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here