PROBLEMA. Denuncian faena de animales con garrapatas y otros ácaros en su piel. (Foto: Caféradio.ec)

Según autoridades no hay perjuicio a la salud de las personas. Agrocalidad se encarga de realizar inspecciones periódicas a los camales para que presten las garantías necesarias.

Debido a una denuncia ciudadana, en días pasados se observó animales llenos de nuches y garrapatas listos para faenarse en el camal de Zamora, lo que generó la reacción de la ciudadanía ante la supuesta faena de reses que no cumplirían las normas sanitarias. Autoridades de la Agencia de Regulación y Control Fito y Zoosanitario (Agrocalidad) se encargan del control permanente para vigilar la calidad y las condiciones salubres.

Situación

La denuncia, aparte del llamado que hacen a las autoridades para que controlen y garanticen la calidad de los cárnicos que se expenden en los mercados, estuvo acompañada de fotografías, donde se observan animales (ganado bovino) con parásitos y garrapatas en todo su cuerpo, listos para la faena en el camal de la provincia de Zamora Chinchipe.

Héctor Valdivieso, jefe del Servicio de Sanidad Agropecuaria de Zamora Chinchipe, manifestó que como Agrocalidad trabajan con la resolución 197 para la vigilancia y control de la faena de las reses. Bajo esta normativa se exige que todos los camales tengan un médico veterinario para que emita su criterio, tanto antes como después de muerto el animal. Por ejemplo, en la revisión ante-mortem, que es el examen de los animales vivos que van a ser sacrificados, verifican que el animal llegue vivo al camal, tenga normalidades al caminar, que no tenga alteraciones u otras anormalidades que conlleve a enfermedades contagiosas.

De igual forma, realizan una revisión post-mortem, es decir, que los canales no tengan adulteraciones y la carne no posea golpes, moretones, abscesos, entre otras anormalidades. Con estas dos revisiones, el médico toma la decisión de que el animal vaya o no a la faena. El camal de Zamora cuenta con cuartos fríos, y otros requerimientos para garantizar la inocuidad de este producto (carne).

Referente a la presencia de garrapatas y otros parásitos en la piel de los animales, no está comprobado científicamente que pueda existir una trasmisión de enfermedades por el consumo de carne de animales de estas características. “Lo que sí es un impacto visual que llama la atención, pero no pone en riesgo la inocuidad de los alimentos. En Zamora, por sus características, siempre hay animales con estos parásitos por los pastos y el propio clima, pero que no compromete la salud de los animales”, reveló.

Actualmente, los representantes del camal tienen un plan de acción que está siendo trabajado para obtener la certificación respectiva. Finalizó que lo que sí le preocupa, es la faena ilegal o los camales clandestinos debajo de puentes, en casas baldías y otros lados, donde no se conoce el estado del animal y en qué condiciones murió. “Hemos tenido denuncias que hay faenas en chancheras, debajo de puentes, galpones en mal estado y sin las medidas de bioseguridad, eso sí es un riesgo para la salud”, relató.

 

EL DATO

En Zamora se faenarían reses con garrapatas y otros insectos externos. 

LA CIFRA

300 animales al mes se faenan en camal de Zamora.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí