En el norte de la provincia de Misiones, los citricultores están viviendo una situación angustiante, ya que ante la aparición en algunas plantaciones del virus Huanglongbing (HLB o enverdecimiento de los cítricos) que afecta a los frutos de dicho género, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Alimentaria puso un “muro” a la provincia de Misiones para evitar la propagación del virus a otros puntos del país.
Entre los distintos productores afectados por la medida tomada que impide el transporte de frutas cítricas fuera de la provincia, se vive un clima de intenso malestar, ya que según denuncia el productor Ricardo Ranger “las frutas se caen de las plantas y ya hemos perdido 2.000 toneladas de frutas”, y además agrega: “Tengo cincuenta empleados que podrían perder sus trabajos”.
Ranger aseguró que “el HLB no afecta a los humanos, sólo hace que la planta infectada se muera, es extremadamente dañino para la planta, pero a los seres humanos no les hace nada y, por ende, las frutas son totalmente consumibles y al hacerlo se está exento de cualquier riesgo que pueda provocar el virus”.
Debido a que las frutas son aptas para el consumo más allá de estar infectadas con el virus, los productores se dedicaban a eliminar de los cajones de frutas todas aquellos restos vegetales como hojas o ramas que hayan podido quedar entre los cítricos y además se le realizaba un baño a las frutas con un aceite químico especial que eliminaba al minúsculo vector que se aloja en la fruta y transmite el virus HLB, todo esto realizado bajo estricta supervisión de un inspector del SENASA.
Esto volvía factible el transporte de la fruta, pero por un dictamen del SENASA que se conoció el viernes, esto no sería suficiente y las frutas no podrían ser transportadas pese a la previa descontaminación. En lugar de determinar el foco de la enfermedad, el organismo sanitario, bloqueó todo el transporte de frutas desde el norte de la provincia.
Los productores apuntaron directamente al Senasa. “El SENASA quiere destruir la citricultura en Misiones”, acusó Ranger, que le adjudica toda la responsabilidad a dicha institución por haber permitido hace ya diez año el ingreso por contrabando de plantas cítricas provenientes del Paraguay que habrían sido las plantas que trajeron consigo el vector del virus HLB que hoy asola las plantaciones de casi toda la provincia.
Fuente: Fresh Plaza | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here