La campaña de la naranja en Andalucía ha tomado un ritmo ascendente con la llegada de febrero, en lo que a precios se refiere, registrándose cantidades que vienen a ser casi un 50% superior a las del 2015 y que están motivadas por la progresiva falta de fruta en los mercados.
Esta situación es la que ha llevado al sector a augurar que esos buenos precios se mantengan para la naranja tardía, según los últimos datos de la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, consultados por Efe.
De esta forma, en la primera semana de febrero el precio medio obtenido en el en campo ha sido de 0,28 €/kg, frente a los 0,13 €/kg del año pasado; buenos precios a los que se suma el hecho de que la fruta presenta una calidad óptima, aunque se espera que la naranja tardía gane peso en el árbol antes de que empiece el grueso de su recolección.
Por lo que respecta a la naranja manipulada, aunque los precios siguen siendo superiores a los de la campaña pasada –un 22%–, el precio medio alcanzado a principios de febrero continúa estancado, sin variación con las semanas anteriores, con un valor medio de 0,55 euros por kilogramo de fruta.
Con relación a otros cítricos, la mandarina también ha visto incrementado su valor en campo, con un precio medio cotizado en campo de 0,44 €/kg, cantidad elevada frente al precio medio obtenido en el mismo período de la campaña anterior que fue de 0,30 €/kg.
En general, la calidad de la fruta es buena y se espera un adelanto de las mandarinas tardías, como es el caso de las Ortanike cuyo inicio de recolección se prevé en marzo, en lugar de en mayo como viene recogiéndose en años anteriores.
Los precios a la salida de la central de manipulación se mantienen en un valor medio de 0,70 €/kg, si bien se espera que aumenten en las operaciones comerciales de las próximas semanas.
Fuente: Fresh Plaza | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here