Se requiere reconsiderar la pesca de esta es pecie para conservarla.

Una nueva reunión para tomar medidas de conservación de los atunes aleta amarilla, patudo y barrilete, que normalmente se comercializan en forma de lata, inició esta semana en San Diego (EE.UU.).

En este evento se buscará adoptar medidas de conservación para los atunes tropicales, en vista de que en junio pasado, en la reunión ordinaria, no se tuvo ningún progreso sobre el tema.

Pablo Guerrero, director de Pesquerías de WWF Ecuador, hace referencia a lo que los científicos de la Comisión Interamericana del Atún Tropical (CIAT) señalan: que la población de atún patudo está al borde de la sobreexplotación, que la captura incidental de juveniles ha aumentado en los últimos años por el uso de los dispositivos concentradores de peces (plantados), que puede generar sobrepesca de crecimiento y una disminución en la abundancia del recurso, entre otros puntos.

Apoyo al medio natural

El atún patudo, que es la especie más vulnerable, sirve como un gran paraguas para preservar a las otras (atún aleta amarilla y al barrilete). Para su protección, la CIAT propone aumentar el tiempo de las vedas de 62 a 87 días, con el fin de ajustar la mortalidad por pesca del patudo a la nueva capacidad pesquera que existe en el Pacífico Oriental.

Además, según los científicos de la CIAT, la capacidad pesquera ha aumentado en alrededor del 10%, lo que equivale a algo así como 25.000 m3 de capacidad adicional y estiman que por cada 1.000 m3 de capacidad que se añadan será necesario aumentar un día más de veda, explica Guerrero.

Ecuador debe tomar la iniciativa

Guerrero señala que para Ecuador, que tiene la flota atunera más grande y poderosa de la región y es la que más patudo captura en el Pacífico Oriental, es una obligación “no solo moral” de adoptar medidas urgentes. “Nuestro país debería –en su calidad de líder pesquero de la región- tomar la iniciativa y proponer medidas alternativas de manejo y conservación que permitan asegurar la sostenibilidad del negocio atunero”, apuntó.

Expresó que el país debería tener un genuino interés por asegurar la sostenibilidad de este recurso pesquero por razones de índole socio económico, puesto que la industria atunera genera decenas de miles de empleos directos e indirectos.

Fuente: La Hora | ElProductor.com

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí