El maíz en Ecuador se encuentra dentro de los principales productos agrícolas del país junto con el arroz, banano, cacao  y camarón, a pesar de no representar más allá del 8% de la producción agrícola, constituye la base de una de las principales cadenas productivas   que contribuye  a la seguridad alimentaria del Ecuador ya que es el componente principal  del  alimento balanceado para las aves, ganado, camarón  y porcinos.

Según el reporte No. 91 del Banco Central, la superficie cosechada de maíz duro de invierno ha crecido  por sexto período consecutivo, registrando un incremento del 9%, aunque el clima adverso, dada la escasez de agua por una fuerte época de sequía, incidió en la caída del volumen de producción en -5%, porcentaje que contrasta con el crecimiento de 4% que registró en la cosecha de invierno del año pasado, indica el informe.

El documento aduce que  ellos han realizado entrevistas a oficiales de negocios de BanEcuador, a productores independientes y empresas relacionadas con el cultivo de maíz duro en las provincias de Manabí, Guayas, Los Ríos, Loja y El Oro,  donde les indicaron que la superficie cosechada en el tercer trimestre (cosecha de invierno) de 2018 respecto al mismo período del año agrícola 2017 fue mayor para el 59% de los entrevistados, mientras que el 20% consideró que la superficie se mantuvo igual y, el 21% restante manifestó que fue menor. En cuanto a los rendimientos por hectárea, el informe dice que  fueron menores  de acuerdo a lo expresado por el 32% de los entrevistados, el 53% considera que se mantuvieron iguales, mientras que el 15% indicó que fueron mayores.  En consecuencia, el volumen de producción decreció en el año agrícola 2018, según el 40% de los entrevistados, el 41% indicó que se mantuvo igual al año 2017, mientras que el restante 19% expresaron que el volumen fue mayor. En un análisis más desagregado sobre la producción del cereal, la superficie cosechada de maíz duro en la provincia de Manabí se incrementó en la mayoría de cantones: Chone 30%, Calceta 25% (Bolívar, Tosagua), Junín 10%, Jipijapa 40% y Paján 45% por un mayor número de créditos aprobados por BE, a excepción del cantón Flavio Alfaro donde se mantuvo igual a la cosecha del año 2017, agrego el documento.

Con respecto a los rendimientos por hectárea, indica el documento, el comportamiento de esta variable no estuvo en los mismos parámetros de la superficie cosechada en ciertos cantones, debido básicamente a la sequía que tuvieron que soportar las zonas maiceras de la región Costa el año anterior.

En el análisis realizado por el Banco Central, las perspectivas del cultivo para 2019 en los sectores investigados indica  que  parte de los informantes  piensan que la superficie sembrada sería mayor en los cantones Pedro Carbo, Balzar y Colimes, debido al incremento en el número de créditos asociativos – El Ministerio de Agricultura,  MAG,  selecciona los clientes para la entrega de empréstitos dentro la Línea CCMA-; en consecuencia, se prevé un crecimiento de 20% en la producción. Finalmente, las previsiones de siembra para el año agrícola 2019 en El Triunfo no son positivas, el informe pronostica una menor área de cultivo, lo que incidirá para que el volumen de producción decrezca en 2%.

Sobre las previsiones respecto a la superficie sembrada para el año 2019, el 39% de los entrevistados en el reporte del Banco Central, consideran que sería mayor, el 35% considera que la variable se mantendría igual; y, el restante 26% manifestó que sería menor. En consecuencia, el volumen de producción alcanzaría niveles crecientes de producción ya que se prevé un crecimiento de 5%, de acuerdo con lo mencionado por el 36% de los entrevistados, el 57% considera que la producción se mantendrá igual, mientras que el 7% manifestó que sería menor.

Según las cifras de comercio exterior registradas en la base de datos (BI) del BCE, las exportaciones de maíz experimentaron un decrecimiento en el tercer trimestre de 2018.

La industria   cree  que la siembra  para este año  es de  alrededor de 232.000 Ha con  una  producción de 1,3 millones de tm (5,6 tm/Ha)

Wilson Hidalgo, Gerente de la Asociación Ecuatoriana De Fabricantes De Alimentos Balanceados Para Animales (Afaba) considera  que será una buena cosecha esta temporada , mejor que la del año anterior que fue de 900 mil  tm, “ esperamos que este año supere el millón de toneladas, estamos hablando de fecha de invierno y con la de  verano posiblemente  seamos  autosuficiente y no vamos a tener necesidad de importar. Nuestro problema radica en el precio de comercialización, ese es nuestro cuello de botella” explicó el directivo.

Una de las preocupaciones que tiene el sector indica Hidalgo,  es que a un  no se define el precio de comercialización del grano y ya hay zonas donde los agricultores están vendiendo el producto,  “Esperamos que las autoridades definan una política coherente y rápida, lamentablemente la postura del ministerio de agricultura  ha sido proteger al agricultor, tenemos un precio en el mercado, el año pasado trabajamos con una franja  de 13.50 el mínimo y 17.20 por quintal el precio techo, esa franja si funcionó, pero  en los últimos meses de producción el precio se comenzó a especular y empezó  a salir del precio techo,  como hay un acuerdo de comercialización del ministerio de agricultura que dice que cuando supere el precio techo automáticamente debería importarse para poder nivelar el precio en el mercado y no se vaya a especular,   nos dieron una importación de 25 mil toneladas, esto evito que se especule con  los precios porque hasta hace poco el maíz llegó a 20 y 21 dólar por quintal” acoto el directivo de Afaba.

Este año ha sido bien grave para el sector agrícola, Dice Hidalgo,  hemos estado trabajando a menos de los costos tanto de huevos como de pollo, lamentablemente no somos competitivos con los países vecinos, nos están perforando por ambos lados, ellos tienen maíz de 10 dólares y nosotros tenemos a 17 dólares, cómo podemos ser competitivos cuando el maíz es el 50 y 60% de la fórmula  de los balanceados, no somos competitivos,  no porque no tengamos  tecnología o no seamos capaces de aceptar el reto, lamentablemente es por la materia prima, recalcó.

Jose Orellana, Director ejecutivo de la Asociación de Porcicultores de Ecuador, espera que este año se mantenga la franja de precios que en su concepto el año anterior funciono bien y con ello se evite la especulación.  “la industria porcicola consume 300 mil ton de maíz al año y el sector está creciendo anualmente cerca de 180.000 ton de carne de cerdo” indicó el directivo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí