El Banco Europeo de Inversiones (BEI) divulgó hoy que proporcionará un total de
200 millones de euros a los bancos Nacional de Grecia y Pireaus para fortalecer los préstamos a los agricultores en ese país.

De acuerdo con el comunicado del BEI, la asociación con las otras entidades bancarias, que comprometerán capitales propios, permitirá la creación de un fondo de 560 millones de euros para nuevas inversiones en el ámbito agrícola.

Se espera, abundó la información, que la nueva iniciativa de inversión acelere el uso de nuevas tecnologías, mejore la calidad de los productos agrícolas y permita que la agricultura y los agronegocios en esa nación europea sirvan mejor a los mercados nacionales e internacionales.

El futuro de la agricultura en Grecia, como en muchos otros países europeos, se ve desafiado por una fuerza laboral que envejece y los jóvenes que no desean trabajar en el sector agrícola, alertó el BEI.

Allí, más del 30 por ciento de los que trabajan en la agricultura tienen más de 64 años y solo el cinco por ciento son menores de 35 años.

Para abordar este desafío, parte del nuevo esquema de préstamos para la agricultura y los agronegocios se dedicará a jóvenes agricultores y propietarios de empresas agrícolas menores de 41 años.

A propósito de la alianza, el presidente del BEI, Werner Hoyer, declaró que el apoyo dedicado a los jóvenes campesinos refleja los desafíos que enfrenta la agricultura en toda Europa.

El sector agrícola griego fue uno de los más golpeados por las medidas de ajuste dictadas por el gobierno para satisfacer las demandas de los acreedores involucrados en el rescate financiero del país que culminó oficialmente en 2018 tras una década.

Durante 2016 y 2017, se sucedieron varias protestas protagonizadas por agricultores contra las subidas de impuestos y el aumento de sus cotizaciones a la seguridad social como parte de las exigencias para conferir la financiación prometida al país heleno.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí