Foto cortesía / Redacción: Marlene Bernal

Esta asociación de productores de cacao nacional, ubicada en Manabí, inicio sus actividades en el 2006, con 60 productores, hoy en día son más de mil agricultores que luchan por un mismo fin para proporcionar un mejor sistema de vida a más o menos 5.000 familias que dependen de la pepa de oro, como se le conoce al cacao.

Según su gerente Berto Zambrano, esto se debe a la asociatividad, él cree que solos no habrían logrado todo lo que tienen.

Esta Corporación ya cuenta con certificación orgánica y comercio justo enviando su producción a Europa y EE.UU. y dejando algo para el mercado interno, siendo su principal comprador Suiza, explicó el dirigente.

“Tenemos precio diferenciado por ser orgánico y precio justo, nos dan 300 dólares arriba y en el comercio justo 240 que es la prima que se recibe por tonelada y que va dirigida a la parte social de los productores. Hemos trabajado con los agricultores dando prestamos sin intereses para arreglo de fincas, jornales gratis, entrega de plantas, y ahora vamos a trabajar con nuevos materiales que ha liberado el INIAP demostrando que podemos aumentar los rendimientos” destacó.

Todo esto lo hemos logrado gracias a la unidad, si no hay asociatividad no hay nada y se vuelve uno presa fácil del intermediario, recalcó.

Recordó que gracias a esto han mejorado notablemente la cantidad, la productividad y la calidad a tal punto que en Paris en el salón de Cristal ganaron en tres ediciones consecutivas los premios a la excelencia, es un orgullo como asociación, replicó.

Cuenta el productor, que no fue un inicio fácil, tuvieron que buscar ayuda en las ONG de esa época como la GTZ, entre otras y también del gobierno provincial, “nosotros somo apolíticos y no necesitamos de huelgas ni paros para poder hacer nuestras cosas. Desde el inicio nosotros nacimos con el convencimiento de que íbamos a hacer absolutamente todo y ahí nos fuimos preparando en todo, hasta fuimos al puerto para aprender cómo hacer las exportaciones. Nosotros hacemos todo” dijo el líder.

Aclaró que en la actualidad están vendiendo alrededor de 600 toneladas al año de cacao, que, aunque es bajo el volumen para la cantidad de productores que hay, están tratando de incrementarla, “cuando iniciamos estábamos con una producción de 3 quintales por hectárea ahorita estamos con una producción de 9 quintales por hectárea que sabemos que no es suficiente pero que estamos trabajando en aumentar esa productividad” acotó.

Al preguntársele por cual es el esquema que ellos utilizan para poder trabajar organizadamente tantos productores,  respondió que la Corporación está sustentada por 4 organizaciones de base que  cubren  5 cantones de Manabí, cada asociación tiene un directorio y los  presidentes de cada  organización van directamente  a la directiva de la  Corporación y por cada 150 productores que conforma la organización, van 3 delegados a la asamblea de la corporación y ahí se toman en conjunto las decisiones , “eso nos permite que todos estén enterados de lo que pasa en la Corporación y podamos tomar decisiones prontas” argumentó.

“Si no estuviéramos organizados no habríamos podido llegar a donde estamos. Siempre he dicho que uno asociado puede hacer volúmenes y calidad, antes no sabíamos lo que era, cuando iniciamos no entendíamos lo que era tener calidad y hacer un buen producto, ahorita podemos decir que superamos a nuestros profesores de esa época” enfatizó.

El siguiente proyecto que ya está en marcha y que esperan un apoyo del gobierno para completarlo es hacer una planta procesadora para hacer chocolate con algunas fórmulas que ya tienen y que saben que gustaran entre los compradores.

Finalmente, Zambrano les dice a los agricultores de Ecuador que lo único que tienen que hacer es creer en ellos y que si quieren salir adelante en este tipo de negocio se asocien, porque es la única manera de evitar la intermediación.

Fuente: El Productor / www.elproductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here