Cerdos-Colprensa

Enterisol Salmonella T/C será la primera vacuna utilizada en Colombia para hacer un control eficiente contra la salmonella en cerdos. Esta fue presentada por la compañía farmaceútica Boehringer Ingelheim Salud Animal.

Agronegocios conversó con Fernando Leite, Gerente Técnico en Porcicultura de Boehringer Ingelheim Salud Animal en Estados Unidos, sobre el impacto de esta enfermedad en la salud porcina y algunos aspectos técnicos de esta vacuna.

¿Qué es la salmonella?

La salmonella es una bacteria que puede afectar tanto a humanos como animales. De los muchos serotipos de salmonella que existen, los que principalmente causan enfermedad clínica en cerdos son Salmonella Choleraesuis y Salmonella Typhimurium.

S. Choleraesuis es el serotipo específico adaptado al porcino y puede producir una enfermedad grave generalizada en cerdas (fiebre, depresión, septicemia, neumonía, meningitis, artritis y diarrea) pero no suelen afectar al hombre.

El serotipo más comúnmente encontrado en cerdos, sin embargo, es Salmonella Typhimurium la cual a veces se asocia con diarrea en cerdos jóvenes y que es, además, una fuente común de intoxicaciones alimentarias para el hombre.

Dada su proliferación en humanos y animales, Leite comentó que «la inmunidad del animal es fundamental para prevenir y controlar la enfermedad, dado que su propagación afecta considerablemente los niveles de producción». Por esto, en Colombia se anunció la llegada de la vacuna actualizada contra este patógeno, la cual será de gran ventaja para poder fomentar al bienestar animal en las granjas porcinas.

¿Qué aporta esta vacuna?

«Esta vacuna es una actualización, fue lanzada por primera vez en la década de los 90. Ahora brinda protección completa contra las dos formas de salmonella, en 2015 fue relanzada en los Estados Unidos», comentó. Entre sus principales beneficios está la protección a los serotipos de salmonella más comunes en casos clínicos, Choleraesuis y Typhimurium monofásica, enfermedades que representan desafíos para la producción animal.

Permite la aplicación en cerdos desde las dos semanas de edad, requiriendo solo una dosis para prevenir la infección y no necesita agujas para su aplicación, pues su administración es vía oral, con el fin de disminuir el estrés en los porcinos y facilitar el manejo y la seguridad de los trabajadores.

«Esta vacuna es el reflejo de un trabajo conjunto entre acompañamiento y prevención, recordando que, como empresa pionera en el sector de salud animal, siempre buscaremos nuevos productos a la vanguardia del mercado, para responder a las necesidades del sector”, indicó Nidia Gómez, Líder de Porcicultura en Boehringer Ingelheim Salud Animal.

Leite comentó que junto a la vacunación existen otras formas para reducir la cantidad de salmonella en el ambiente. «Es fundamental la limpieza y la sanidad, desinfectar las granjas constantemente y darle prioridad a ambentes animales bioseguros».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí