Foto archivo/ Por Francesca Aguilar

El cadmio es un elemento que se encuentra de manera natural en los suelos, sin embargo, la presencia y acumulación del mismo representa una gran amenaza para los cultivos de cacao en Ecuador, sobre todo considerando que la Unión Europea emitió una resolución en el que restringe la cantidad de cadmio permitida en las importaciones de chocolate.

Para poder cumplir con las restricciones emitidas por parte de la UE es primordial el papel que juegan los agricultores en el proceso de producción. Cristian Noboa, Gerente Técnico de Anecacao, explicó a EL PRODUCTOR de forma detallada cómo se viene manejando esta problemática en el país.

“Cuando nosotros vemos alta absorción de cadmio por parte de la planta, esto significa que están dándose condiciones como suelos con pH excesivamente ácido en el suelo, que vuelve disponible metales como aluminio y cadmio, entonces bloquean el accionar de nutrientes elementales para la nutrición y en el caso del cadmio este se acumula en los tejidos del árbol. El árbol de cacao es un acumulador de cadmio por naturaleza”,  sostuvo Noboa.

El técnico manifestó que una de las principales recomendaciones para evitar la alta presencia de cadmio es hacer un análisis del suelo y de tejidos en el cacao cada 6 meses para monitorear el ciclo del cadmio, ya que este metal se comporta de manera distinta en cada tipo de suelo, “cuando nosotros hacemos un análisis de todos los elementos podemos determinar ese equilibrio o ese desequilibrio nutricional que tiene tanto el suelo como la planta.”

Agregó que al momento de tener un análisis se pueden determinar las condiciones en las que se encuentra el cultivo y así se tratará de forma adecuada la plantación.

Otras de las acciones que han tomado para enfrentar la problemática son las campañas con los productores para darles a conocer de qué se trata este elemento y las prácticas que se deben implementar para prevenir la alta presencia de cadmio en el suelo y en la planta.

“Mucha de la contaminación que se da es por el uso inadecuado o excesivo de fertilizantes con altas concentraciones de cadmio. Incluso en recomendaciones que nos da el Codex Alimentarius, pide que los fertilizantes sean analizados previo a la utilización, porque se necesita determinar el nivel de cadmio”, anotó.

Por otro lado, el técnico manifestó que en Ecuador se ha hecho una investigación que ha permitido la elaboración de mapas que ayudan a identificar zonas de alto riesgo de cadmio, las mismas han mostrado que en el país no existe una gran presencia de este elemento, “son puntos específicos donde tienen una alta concentración de cadmio por condiciones particulares en esa zona.”

Sin embargo, cuando se produce cacao en esa área, se toma mayor atención en esa zona con el fin de tomar medidas de corrección para evitar que este cacao haga que el resto del volumen que se exporte sobrepase los límites que están ahora mismo establecidos.

Con respecto al reglamento de la UE en torno al cadmio aclaró que el mismo no es para el cacao en grano, sino para el chocolate, a pesar de ello al hablar de un negocio, los límites han sido trasladados a la materia prima, que en este caso sería el cacao, “la misma tabla que se utiliza para el chocolate se le ha impuesto en el comercio internacional al grano de cacao, cosa que no es correcta porque, además del cacao, la barra de chocolate tiene otros ingredientes que incluso podrían contener más cadmio que el mismo cacao”, subrayó Noboa.

Conforme a lo que indica la tabla, en un chocolate que tenga un contenido de cacao mayor al 50% el nivel máximo de cadmio permitido es de 0,8 miligramos por kilogramo, para chocolates con un contenido de cacao entre 30% a 50% de cacao se acepta un máximo de 0.30 miligramos de cadmio por kilogramo, mientras que los chocolates que tienen menos del 30% tienen permitido un valor de 0.10 miligramos por kilogramo.

Por ello es importante que se tenga un conocimiento de los lugares en los que exista presencia de este elemento, “este es un trabajo que lo están haciendo las exportadoras, cada exportadora va tomando muestras en distintas partes del país para ir de alguna manera monitoreando el cadmio.”

Finalmente, señaló que el control del cadmio no es un trabajo únicamente de los productores, sino que involucra a toda la cadena, por lo cual es importante la participación de todos los miembros para continuar con las exportaciones de la fruta.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí