El informe del Instituto Salvadoreño del Café (ISC), de reciente creación, indica que los ingresos por la exportación del grano sumaron más de 148,86 millones de dólares (unos 135 millones de euros) entre octubre de 2022 y septiembre de 2023.

En el ciclo 2021-2022, el valor de las exportaciones del café alcanzaron los 171,47 millones de dólares, una diferencia a la baja de más de 22 millones.

El volumen del grano exportado también disminuyó en este ciclo cafetalero, pasando de 714.996 quintales a 632.696 en la actualidad, para una caída del 11,5 %, de acuerdo a las cifras oficiales.

La producción del café y la generación de empleo también disminuyeron en el ciclo 2022-2023 en un 4,84 % y 4,83 %, respectivamente.

El ciclo 2021-2022 la producción del grano llegó a 922.040 quintales oro-uva y pasó a 877.411 quintales en el ciclo 2022-2023, mientras que el empleo pasó de 46.102 a 43.871.

Los principales compradores del café salvadoreño, cuyo ciclo de cosecha arranca en El Salvador en octubre y concluye en septiembre, son Estados Unidos (41 %), Alemania (8 %), Bélgica (8 %), Italia (7 %) y Japón (4 %).

La caficultura salvadoreña se ha visto golpeada por el hongo de la roya y la crisis climática, que la ha llevado a registrar, desde el ciclo 2013-2014, sus mínimos históricos de producción del grano. El café es el principal producto agrícola de exportación de este país centroamericano.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí