Foto Internet

En el día hoy, la carne de pollo es la carne más consumida en el mundo. Para satisfacer la demanda del consumidor, la producción de pollos de engorde se desarrolla gradualmente en dirección de un crecimiento rápido y una alta producción de músculo, sobre todo la pechuga y muslos. Cuando el crecimiento muscular excede el nivel de tolerancia del cuerpo (oxígeno en la sangre y soporte estructural), aparecen fibras musculares gruesas. La densidad de los vasos sanguíneos disminuye, los desechos metabólicos son difíciles de transportar y se producen reacciones de estrés.

La falta de suministro de oxígeno y nutrientes en la sangre causa más inflamación y estrés oxidativo. El estrés oxidativo puede continuar dañando las proteínas celulares y las membranas plasmáticas, lo que lleva a cambios en la estructura morfológica de las fibras musculares,como resultado, apareciendo pechugas de pollo lignificadas/leñosas, más conocidas en el mercado como «pechuga de madera».

Las principales caracteristicas son:
La dureza de las pechugas de pollo lignificadas aumentó significativamente, la cola tenía protuberancias en forma de crestas y es más gruesa que las pechugas de pollo normales. La superficie de las aves afectadas era de textura leñosa, e incluso aparecieron hemorragias y secreciones pegajosas.

El nivel de proteína disminuye y el contenido de colágeno aumenta, la riqueza de especies de ácidos grasos disminuye, la carne se vuelve más dura y el sabor empeora.

Solución con ácido biliar:
Los Äcidos biliares pueden promover al hígado para secretar una gran cantidad de bilis, promoviendo así la digestión y absorción de lípidos; mejorar el ambiente intestinal a través de la circulación intestinal, reducir las toxinas inflamatorias y las bacterias dañinas en el intestino, mejorar la salud del cuerpo y reducir la tasa de eliminación.

Los ácidos biliares tambíen aumentarán la actividad SOD y el contenido de GSH en el hígado ante estrés oxidativo; indirectamente aumentan la concentración de oxígeno en la sangre y nutrientes de oxígeno en la sangre, mejoran el transporte de desechos metabólicos en el cuerpo, reducen la aparición de inflamación y estrés oxidativo, reduciendo así el efecto sobre las fibras musculares

Además de los lípidos, los ácidos biliares también participan en la regulación del metabolismo del azúcar y las proteínas, aumentan el oxígeno en la sangre y los nutrientes en la sangre, mejoran los problemas de deposición de lípidos y proteínas, de estas formas reduciendo la incidencia de pechugas de pollo lignificadas, y minimizan las pérdidas de los productores de pollos de engorde.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí