El proceso de desparasitación de caballos debe estar presente en la planificación del criador. Para llevarlo a cabo, existen varios productos en el mercado que obedecen a distintas funciones. Aquí explicamos cuáles son.

La belleza y bienestar de un caballo depende de varios factores, de los cuales, uno de los más importantes es la desparasitación. Un manejo eficiente sanitario dictamina que la desparasitación es una medida preventiva y solo es una medida reactiva si hay infestaciones fuertes.

La edad del caballo y su salud determinan  qué desparasitantes se deben utilizar, pero también se debe tener en cuenta la pastura con la que se alimenta y el número de caballos con los que se agrupa.

Se puede utilizar cualquier antiparasitario de forma preventiva trimestralmente.

Rotando el producto una vez al año para eliminar dos tipos de parásitos que no son combatidos con los antiparasitarios tradicionales: larvas enquistadas de los pequeños estróngilos y anaplocephalas, ambos causantes de cólicos. Los técnicos afirman que diseñar un cuidadoso programa rotacional de antiparasitarios, de acuerdo a la situación individual de cada criadero, es la mejor arma para asegurar una desparasitación efectiva, maximizando los mejores atributos de cada producto.

caballosHay tres familias químicas que se puede aplicar a los caballos:

La familia principal de desparasitantes es conocida como Benzimidazolados. Este grupo incluye antiparasitarios como el oxibendazol y el febendazol que matan parásitos rápidamente y ofrecen un espectro estrecho contra los grandes y pequeños estróngilos, así como los áscaridos.

La segunda familia corresponde a los Pyranteles e incluye al pamoato de pyrantel y el tartrato de pyrantel, estos desparasitantes matan parásitos más lentamente, por parálisis. En la última familia están las bien conocidas Lactonas Macrociclicas.
Este grupo incluye la ivermectina y la moxidectina, que causan parálisis a los parásitos. Esta clase no sólo mata nemátodos (gusanos redondos), también actúa contra los pequeños estróngilos resistentes a los benzimidazolados y los gusanos del cuajo o gastrófilos.
PRONACA ofrece Equest, que es un antiparasitario en forma de gel palatable de administración práctica para el tratamiento de parasitosis gastrointestinales y externas en equinos. Una vez en la boca, el gel es difícilmente escupido por el animal tratado.

Por poseer un amplio control de seguridad, EQUEST puede administrarse a yeguas en gestación, caballos y potros, animales en entrenamiento o de trabajo. Se ha demostrado que EQUEST controla los parásitos gastrointestinales por un período de hasta 16 semanas.

Fuente: PRONACA

Mayor Información:

www.pronaca.com

Telf: 1800-776622

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here