En semanas recientes, el precio de los aguacates en el mercado mundial ha estado aumentando debido a una menor oferta y a la escasez de calibres grandes. Por ahora, México y Chile dominan el mercado, pero sus volúmenes están disminuyendo. En Europa, se está migrando ya a las producciones de Israel, España y otros países del Mediterráneo, donde la temporada está en pleno apogeo. Muchos comerciantes esperan que los precios se mantengan altos.

España: Las perspectivas para enero y febrero son favorables
Este año se prevé que la cosecha de aguacate sea un 10% menor en Málaga, principal zona de producción de esta fruta subtropical en España, aunque esto podría compensarse con la entrada en producción de nuevas plantaciones en Granada, Cádiz, Valencia, Huelva y Portugal. La temporada española del aguacate comenzó en octubre con la variedad Bacon, que tuvo buenas ventas en las primeras semanas. A finales de octubre, las ventas cayeron alrededor de un 30-40%, dada la creciente incertidumbre causada por la expansión de la pandemia y el endurecimiento de las medidas de contención en muchos países y regiones.

Después de la peor campaña navideña de los últimos 10 años, las ventas comienzan a recuperarse y hay cada vez más interés por parte de los retailers europeos. Los precios en origen en España han subido bastante, fruto de la especulación. Las cotizaciones rondan los 3 a 3,50 € el kilo en origen, lo cual provocó que la demanda se estancase. Ahora los minoristas europeos están empezando a comprar más a España; sin embargo, todavía hay fruta de muchos orígenes, como Colombia, México, Israel y Chile, lo cual genera confusión en los mercados. Según un importador, productor y comerciante español, la campaña chilena está llegando a su fin, el suministro de aguacates colombianos es algo más limitado y la calidad de los aguacates mexicanos es ligeramente menor; por tanto, los aguacates españoles tienen mejores opciones y tendrán un hueco interesante en el mercado hasta marzo. En términos de ventas, las perspectivas para enero y febrero son buenas. La industria hostelera todavía está cerrada en muchos países y esto está afectando a las ventas, pero en general se espera una buena demanda, siempre que no haya demasiada especulación. Habrá más competencia a partir de marzo, ya que Perú y Kenia comenzarán sus temporadas. Perú espera entre un 20% y un 30% más de producción este año.

México: Más volúmenes para Europa
La producción va bien, pero debido a la menor demanda causada por el cierre de restaurantes, hay un exceso de oferta en el mercado. El estado de Michoacán suele exportar casi todos sus aguacates a Estados Unidos, pero en el último mes, algunos de sus volúmenes se han tenido que enviar a la UE debido a la falta de demanda en Estados Unidos. El estado de Jalisco no puede exportar a EE. UU., por lo que la UE ya es un mercado habitual para sus aguacates, aunque debido a que también llega fruta de Michoacán, la oferta en el mercado es muy alta. Los precios del aguacate mexicano han bajado significativamente. Estos son aproximadamente un 50% menores que el año pasado. Jalisco está trabajando para acceder al mercado estadounidense, lo que daría muchas nuevas oportunidades a sus productores, ya que Estados Unidos es uno de los mayores compradores de aguacates del mundo.

Chile: Las exportaciones chilenas de aguacate se contrajeron en 2020
Aunque en 2019 hubo un crecimiento de las exportaciones tanto en valor como en volumen, entre enero y septiembre de 2020 las exportaciones disminuyeron un 46,1% en volumen y un 43,3% en valor respecto del mismo periodo del año anterior.

En Chile hay  plantadas muchas variedades de aguacate, principalmente destinadas al mercado interno, pero el aguacate Hass acapara el 90% de la superficie cultivada. El consumo interno representa alrededor del 30% de la producción chilena de aguacate.

Países Bajos: Precios altos y estables para los aguacates
En los Países Bajos, las ventas de aguacate en el periodo navideño han sido buenas, con precios altos y estables. Los importadores esperan que esta situación continúe en las próximas semanas. Colombia ha suministrado menos aguacates Hass, por lo que sus precios son más altos que los de los aguacates Hass españoles, tradicionalmente más caros. En lo que respecta a los aguacates de piel verde, el proveedor clave es Israel con su Pinkerton. La situación en este mercado está marcada por una escasez de calibres grandes, cuyos precios también se encuentran a un nivel elevado.

Alemania: Situación complicada en el mercado del aguacate
Debido a la evolución actual del mercado y a la extensión del confinamiento, la situación en el mercado del aguacate es extremadamente difícil. Debido al cierre de restaurantes, el volumen de compras en el comercio mayorista se ha reducido, y todavía hay también una falta de capacidad de carga aérea.

Los volúmenes son estables en todos los ámbitos, con pocos excesos. Los precios al por mayor fluctúan entre los 10 y 12 euros por colli. “Debido al recargo actual para el transporte aéreo y al suministro estacional de frutas tropicales europeas, actualmente es más probable que se compren cítricos y granadas que piñas y aguacates. Esto lo vemos claramente reflejado en la situación del mercado”, dice un mayorista.

Francia: Varios orígenes en el mercado
En el mercado francés, la oferta de México, Chile y Colombia se está agotando y los primeros aguacates están llegando desde Israel, España y otros países mediterráneos. Sin embargo, la recolección se ha visto limitada por el frío y la lluvia. Los precios han subido ligeramente, pero actualmente la demanda se mantiene estable.

Sudáfrica: Cosecha de los primeros aguacates a partir del próximo mes
En enero, hay escasez de aguacates en el mercado nacional. Los precios rondan los 32 ZAR (1,70 euros) por kilo.

En Sudáfrica, los primeros aguacates se recolectarán el próximo mes en las regiones más al norte, como Levubu, en la provincia de Limpopo. Las condiciones meteorológicas por ahora son buenas. Ha caído mucha lluvia, por lo que los embalses están llenos. Todavía es demasiado pronto para hacer estimaciones sobre cómo transcurrirá la próxima temporada, pero la perspectiva es que habrá más aguacates en el mercado, dado que se han plantado más árboles. El director general de la asociación de productores subtropicales de Sudáfrica informa que el cuajado de los aguacates no es tan bueno como se esperaba.

Estados Unidos: El precio de los aguacates está aumentando
Después de una caída significativa, el precio de los aguacates está aumentando y puede continuar haciéndolo. En este momento, México es el único proveedor de aguacates, ya que Perú, Chile y California ya han terminado sus temporadas. California espera reanudar el suministro en abril. “En México, la cosecha ya está en marcha en las zonas de mayor altitud”, dice un importador de Carolina del Norte. “La producción ahora mismo es menor que hace dos semanas. En algunas zonas, la cantidad de permisos de cosecha por día, por municipio, se ha limitado de 180 a 120. Con esto se persigue que los precios mejoren”. Al reducir la oferta, el precio de los aguacates mexicanos ha aumentado de 19 $ por caja de calibre 48 a 26 $ por caja. Se espera que los precios sigan aumentando en enero y febrero.

Hay más factores detrás de esto. Las heladas han azotado México a principios de 2021 y miles de hectáreas podrían haberse visto afectadas. Esto también podría tener consecuencias para la cosecha del próximo año. A los productores de México también les preocupa que las heladas continúen en enero. En cualquier caso, quieren seguir recolectando, ya que los árboles ya están floreciendo. Con los aguacates maduros y listos para ser recogidos todavía en el árbol, esto podría hacer que los tamaños se reduzcan. Este año, se espera que el volumen de aguacates aumente en 71.000 toneladas.

China: Más orígenes permitidos en el mercado chino
El año pasado, China abrió su mercado a los aguacates de más países y la gama de variedades también es cada vez más diversa.

Chile y México dominan actualmente el mercado, aunque la temporada chilena está llegando a su fin y el foco de atención allí se está desplazando a las cerezas. La calidad de la fruta mexicana varía, por lo que se pagan precios muy distintos por ella. Las importaciones mexicanas se enfrentan a desafíos logísticos. Los envíos no llegan a tiempo, por lo que los productos disponibles ahora en el mercado provienen de reservas previamente almacenadas.

Durante el último año, la República Dominicana y Colombia también han exportado a China. Colombia es un proveedor especialmente popular entre los importadores chinos y algunas empresas han aumentado sus compras. Sin embargo, todavía existen problemas con la importación debido al coronavirus. Los aguacates de California también tienen potencial para ingresar al mercado chino.

Algunas empresas chinas de aguacate están comenzando a cultivar la fruta en la provincia de Yunnan y a invertir en centros locales de maduración de aguacates. Las empresas chinas esperan que el mercado se recupere y que la demanda de los consumidores aumente después de la temporada de cerezas, ya que el aguacate se considera una superfruta y, debido al coronavirus, muchas personas en China quieren alimentarse de manera más saludable.

Australia: Una cosecha más pequeña ofrece oportunidades a Nueva Zelanda y Chile
Australia ya ha entrado en la temporada de verano y, como se esperaba, la oferta se ha reducido. La mayor parte de la producción nacional en esta época del año proviene de Australia Occidental, con algunos pequeños volúmenes de la zona central de Nueva Gales del Sur y el Tristate (Victoria, Australia Meridional y el resto de Nueva Gales del Sur).

Durante la temporada navideña, Nueva Zelanda fue el mayor proveedor de Australia y, por primera vez, también llegaron pequeñas cantidades desde Chile. La oportunidad para Nueva Zelanda de incrementar su oferta y la llegada de los primeros envíos chilenos fue posible debido a una reducción en la cosecha en Australia Occidental, donde varios frentes fríos y tormentas afectaron la producción.

La asociación sectorial Avocados Australia dice que es probable que esta situación excepcional se limite a la temporada 2020/21, ya que hay nuevas plantaciones entrando en producción. Australia espera que su producción alcance las 115.000 toneladas en 2025, lo que debería ser suficiente para satisfacer la demanda interna del país. El mercado nacional se abastece fundamentalmente con aguacates de la variedad Hass, aunque un pequeño número de huertos en el norte de Queensland se prepara para una cosecha temprana de Shepard.