Organizada por la Prefectura de Zamora Chinchipe a través de su Empresa Pública para el Fomento Agropecuario y Productivo AGROPZACHIN, adscrita al Gobierno Provincial de Zamora Chinchipe, se cumplió la primera feria nacional de cacao en la ciudad de Zamora.

Productores de la provincia de Zamora Chinchipe, Esmeraldas, Napo, Manabí y del hermano país de Perú, estuvieron presentes en el evento, en homenaje al productor que a diario realiza esta actividad, como medio de subsistencia, se informó desde la Prefectura.

La feria contó con una amplia gama de productos elaborados a base del cacao, tales como: chocolates, vinos, plantas y semillas.

El prefecto Salvador Quishpe manifestó que el cacao se cultiva desde hace muchísimos años y que el evento tuvo como finalidad proporcionar esta producción. Esta feria es una vitrina, un escenario para mostrar lo que se tiene y a la vez encontrar alternativas mediante el intercambio de experiencias para mejorar, dijo.

Entre los participantes estuvieron las asociaciones Kampuntin (Guayzimi), Rancho Alegre (Zamora), y productores de Yantzaza, Paquisha, Yacuambi, Los Bayanes (El Guismi), Asopromas (Zumbi), Apeosae (Zumbi), Acrim (Chinchipe), Heifer, Apecap (Palanda), caficultores (El Pangui), Apecacao (Yantzaza), agro-industrias Piconi (San Ignacio-Perú), Kallari (Napo), Viveros Jim Vera (Esmeraldas),entre otras, se informó.

Propuestas

Los productores presentaron sus propuestas de elaboración de derivados, como pasta de cacao, dulces, vinos y más.

Manuel Quituisaca, presidente de Los Bayanes y del Gad Parroquial El Guismi, dijo que hay que seguir trabajando y aprovechar el aporte que hace la Prefectura a través de los técnicos, abonos e insumos.“Como asociación estamos trabajando en cacao fino de aroma, nuestro objetivo es crear fuentes de trabajo”, agregó.

La catación organoléptica de muestras de pasta de cacao para determinar perfiles, pruebas físicas de muestras de cacao de la provincia, para determinar buenas prácticas de post-cosecha, fue otra de las actividades. Lourdes Delgado una de las encargadas explicó que los vestigios más antiguos y el consumo del cacao se ubican en la provincia de Zamora Chinchipe, y que el origen del cacao está en esta provincia oriental.

“Los zamoranos tienen que aprovechar y ser la bandera por medio del cual comercializarlo, es hora que los agricultores sepan de este legado genético”, expresó la catadora.

EL DETALLE

Como parte de esta agenda hubo la conferencia científica de Julio Hurtado, integrante del equipo arqueológico que descubrió las ruinas de Santa Ana, cultura Mayo-Chinchipe en el cantón Palanda.

 

 

 

 

Fuente: El Mercurio | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here