Cien miembros de la Asociación de Ganaderos San Pedro de Güanazán, de la parroquia Zaruma, en la provincia de El Oro, recibieron 200 sacos de ensilaje para alimentar a bovinos y ovinos, debido a la sequía que afecta a los pastos de la zona.

La entrega la hizo el Ministerio de Agricultura, Ganadería, Acuacultura y Pesca, a través de la Dirección Provincial Agropecuaria de El Oro.

Güanazán es una zona que, en promedio, tiene tres meses de lluvia al año, por lo que al recibir los sacos de ensilaje los productores vieron las ventajas de almacenar el alimento para su ganado, y solicitaron se les enseñe a realizarlo.

Cada saco de ensilaje contiene 45 kilos de pastos (maíz, camerún y maralfalfa, o solo maralfalfa), que sirve para alimentar a bovinos y ovinos.

Para el efecto se acordó dar asesoramiento técnico y prestarles una unidad de producción y conservación de pastos y forrajes, para elaborar ensilaje.

Además, Ernesto Castro, director Provincial Agropecuario de El Oro, manifestó que dispondrá a técnicos de la institución la implementación de parcelas de pasto de corte, para así fomentar el proceso de ensilaje en el sector.

Venancio Loja, presidente de la asociación, comentó que en temporada de verano escasea considerablemente el pasto, lo que perjudica la economía de los ganaderos del sector. Consideró que esta ayuda beneficiará a todos los miembros de su gremio.

Fuente: MAGAP | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here