Las provincias de Sucumbíos, Loja, El Oro y Carchi son consideradas para recibir estímulos a través de la canasta comercial transfronteriza. La devaluación monetaria realizada por Colombia y Perú  afectó el comercio de estas zonas, por lo que el Gobierno genera mecanismos para sostener su economía.

La canasta permitirá que la economía de las zonas limítrofes con los países vecinos pueda intercambiar y comercializar productos importados, pese a la vigencia de las salvaguardias y aranceles.

En el caso de la provincia de Carchi, la canasta está conformada por 49 subpartidas arancelarias entre las que se encuentran celulares, televisores, electrodomésticos, línea blanca, productos de limpieza, neumáticos y confitería.

Según las proyecciones del Ministerio Coordinador de Producción, Empleo y Competitividad (Mcpec), la medida permitirá que los 4.739 comerciantes registrados con RUC o RISE de la provincia puedan ingresar estos productos hasta un monto máximo de 54 millones de dólares.

En el caso de la provincia de Sucumbíos, el Gobierno destinó una cuota de 60 millones de dólares. Alrededor de 6.000 comerciantes registrados en el Servicio de Rentas Internas (SRI) podrán importar 91 productos y no cancelarán salvaguardias ni aranceles. Las cuotas de importación dependerán de las ventas registradas en el SRI y se asignarán montos entre 6.300 a 25.400 dólares.

El Gobierno implementó las canastas comerciales, la declaratoria como zonas deprimidas, priorización en las compras públicas y líneas de crédito a través de la banca pública para capital de trabajo y reestructuración de deudas, con la finalidad de reactivar la economía y amortiguar el impacto de la devaluación monetaria de países vecinos.

 

 

Fuente: El Ciudadano | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here