Las manifestaciones no han parado por parte del sector arrocero en este año.

La última ocurrió el miércoles en los exteriores de la Unidad Nacional de Almacenamiento (UNA), donde el panorama era desconsolador. Cerca de 50 conductores con camiones cargados de arroz esperaban desde el lunes ser atendidos para que les compren su producción.

Paola Rodríguez es una de las agricultoras que llegó desde el lunes a vender su producto, sostiene que permanecer estacionados fuera de la UNA les representa pérdidas, debido a que los camiones cobran el flete y el tiempo que el carro permanece  lleno esperando fuera del sitio.
Medidas.
Varios agricultores han pedido al presidente Lenin  Moreno que se declare en emergencia al sector arrocero, sobre todo por la comercialización.
Freddy Placencio, arrocero de Babahoyo, expresó que piden la declaratoria en vista de que los ministros de Agricultura no han podido solucionar el problema. “Tenemos la esperanza de que el único que pueda solucionar esto sea el presidente”, dijo.
La capacidad de almacenamiento de la UNA es de 30 mil toneladas, según Marlon López,  jefe de esta planta.
En declaraciones a otro medio de comunicación, el hombre indicó la semana anterior que estarían por las 20 mil toneladas almacenadas y esta semana llegaría casi al tope de lo que se puede almacenar.
Resaltó que están buscando alternativas, como centros de acopio para seguir receptando la gramínea.
“Si no  hay esta declaración  de emergencia, estamos perdidos, esta es la única alternativa, no sabemos qué hacer  ni adónde ir, hay compañeros que se ha suicidado por estos problemas de deudas”, sostuvo Placencio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here