Dos cooperativas de productores asumirán la compra del piñón para hacer combustible vegetal con su semilla.

Así lo explicó el coordinador del Proyecto Piñón, Rubén Vinueza, quien señaló que a partir de este año el proceso de compra, que ejecutaban como proyecto, ahora pasará a dos cooperativas manabitas que se han constituido para realizar este paso.

Explicó que se trata de un paso más para volver la producción de combustible de aceite de piñón sostenible y que los productores organizados reciban más beneficios.
El proyecto venía funcionando con una red de casi medio centenar de centros de acopio que compraban (a $10 con cáscara y a $14 en semilla limpia) el quintal de piñón para trasladarlo a Portoviejo a la planta extractora de la vía Colón-Quimís para producir el combustible.
Vinueza explicó que ahora con todo el apoyo del proyecto serán las cooperativas Coopiñón y Coprocerma quienes llevarán adelante todo el proceso e incluso recibirán 6,5 dólares por el galón de aceite extraído.
Expectativa. Wilter Ponce, presidente de la Cooperativa Coopiñón, dijo que el piñón se constituye en un ingreso adicional para los agricultores. Como crece en las cercas de sus propiedades, con un trabajo familiar de recolección pueden acopiar lo suficiente para generar dinero adicional al venderlo. “En la economía de nuestros agricultores, en especial en momentos de crisis, es de gran ayuda”, señaló.
Julio López, presidente de la cooperativa, dijo que decidieron apostar a este cultivo porque a nivel mundial cada vez se descubren más usos y propiedades para su aprovechamiento.
Destacó que además de generar aceite, que sirve de combustible limpio, se ha visto su utilidad para la fabricación de jabones, su función como bioplagicida, usos para la cáscara y más.
Apoyo. El proyecto Piñón se realiza con la intervención del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), Ministerio de Energía, Instituto Nacional de Investigaciones Agropecuarias (INIAP), en cuyas instalaciones en Portoviejo opera. El combustible se usa para generar de forma no contaminante electricidad en islas como Floreana en Galápagos.
Fuente: Andes | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here