Once equipos ecuatorianos de distintas universidades del país representaran al Ecuador en las semifinales de la Competencia de emprendimientos sociales organizada por la Fundación Hult Prize, que este año busca proyectos que brinden soluciones a los refugiados del mundo, así como a las personas desplazadas por desastres naturales, crisis económicas, sociales y políticas, y gente que vive en asentamientos informales.

Cesar del Valle, director de Desarrollo y Crecimiento de la Fundación Hult Prize, explicó a Andes que antes se elegía a los mejores proyectos en las regionales, pero como había demasiadas aplicaciones era complicado escoger el verdadero talento solo leyendo los currículos, por lo que hace tres años crearon un programa universitario para hacer un evento interno en cada universidad y así escoger a los mejores con más facilidad.

Hult Prize, enfocada en acelerar y poner en marcha ideas y proyectos de jóvenes emprendedores sociales, escogió a líderes estudiantiles en las universidades San Francisco de Quito, Internacional SEK, Católica de Quito, Central del Ecuador, Facultad Latinoamericana de Comunicación Social (Flacso), Escuela Superior  Politécnica de Litoral (Espol), Escuela Superior Politécnica de Chimborazo y Yachay Tech, para que organizaran en su campus un concurso interno de donde saliera el mejor proyecto.

Tras seleccionar a los ocho mejores, el pasado sábado 21 de enero se realizó una Competencia Nacional en Yachay Tech y en la que participaron los estudiantes de todas las universidades del país que no lograron incluirse en los concursos internos. Fueron seleccionados tres proyectos que se sumaron a los otros.

Es así como se escogieron a los 11 proyectos que representaran al Ecuador en las finales regionales que se desarrollaran el próximo 4 de marzo en las ciudades de San Francisco, Boston,

, Londres y Dubai, de forma simultánea. De cada ciudad se elegirá al mejor proyecto. Los cinco mejores pasarán a la gran final, cuyo ganador se llevará un millón de dólares para el desarrollo de su proyecto.

“Nosotros como Fundación estamos muy orgullosos porque hemos tenido mucho crecimiento en aplicaciones de interés con los estudiantes, hace un  par de años teníamos como 25.000 aplicaciones, el año pasado 32.000 y este año 50.000. Hemos tenido un crecimiento muy orgánico y al final hacemos una suerte de filtración para encontrar la mejor idea, el mejor grupo de estudiantes”, señaló Del Valle.

Aseguró que su nueva meta es entregar un Premio Nacional de 250.000 dólares al mejor proyecto y que los 10 mejores pasen a una incubadora para que puedan ser diseñados. Para ello, están buscando aliados que permitan financiar el premio.

Los 11 ganadores recibieron una capacitación de Pitching que consisten en dar estrategias de cómo mostrar y presentar sus productos ante el jurado. Además se les ayudó a poner sus presentaciones en inglés, pues en el concurso deben presentarlo en ese idioma.

“Nuestro compromiso con ellos ha sido darles un poco más de visibilidad, conseguir entrevistas para que cuenten sus experiencias y tener llamadas para hacer un feedback sobre su emprendimiento y ayudarles a que tengan una buena representación internacional”, señaló a Andes Francisco Abad, director Hult Prize Ecuador.

Entre los proyectos seleccionados en el Concurso Nacional consta Iyayku un filtro para purificar el agua, de Yachay Tech; la Espoch diseñó la venta de abrigos inclusivos, que consiste en que la gente compre un abrigo valorado en 75 dólares y por esta compra se entregue otro igual a algún refugiado del mundo; mientras que la Espol elaboró una bolita nutritiva que tiene las mismas proteínas de una comida normal y que supliría la nutrición de los refugiados a un bajo costo.

 

Fuente: Andes | ElProductor.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here